Agronews Castilla y León

 

  • La responsabilidad de contagio por el trabajo realizado recae sobre la empresa

  • La organización valora las facilidades para disponer de mano de obra agraria, pero espera ver los resultados en el campo

Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, ante la publicación del Real Decreto-Ley 13/2020 publicado este miércoles 8 de abril sobre la mano de obra en el campo y los nuevos contratos para las personas temporeras, pide precaución para evitar más contagios.

La organización agraria valora las facilidades que ofrece el Real Decreto Ley que persigue solucionar el problema de mano de obra en el campo para determinadas cosechas, necesidad que la organización había puesto en evidencia ya la semana pasada. No obstante, considera que habrá que esperar a ver sus resultados para evaluarlo finalmente.

En este sentido, señala que las propias administraciones complican su aplicación, ya que las nuevas medidas encontrarán en los pueblos la competencia en la contratación por parte de los ayuntamientos para las obras locales financiadas a través de los Programas de Fomento de Empleo Agrario. “Se llama fomento del empleo agrario, pero en realidad no es así, porque lo que hace es, precisamente, retirar del mercado laboral a los desempleados y, muchas veces, en coincidencia con las campañas agrícolas”, critican desde la organización.

Por otro lado, en referencia al ámbito sanitario, Unión de Uniones señala que se deben extremar las precauciones y establecer protocolos en la movilidad de las personas para acceder a los campos y centros de trabajo y no bajar la guardia.

Este nuevo real decreto establece que, si se produce un contagio por la realización del trabajo, se trata de un accidente de trabajo normal. Esto significa que se aplican todas las reglas de accidente de trabajo en estos casos, incluidos los recargos en las prestaciones a cargo de la empresa, las indemnizaciones por fallecimiento o, incluso, podría llegarse a la exigencia de responsabilidades civiles o penales.

“Recordamos a todos los agricultores que contraten mano de obra para sus explotaciones que siempre pongan todos los medios necesarios de seguridad y salud de los trabajadores, pero especialmente en estas circunstancias” insisten desde Unión de Uniones “cuando a los riesgos laborales normales se añaden los derivados de la epidemia”.

Igualmente, tal y como recoge el documento y fue anunciado ayer por el ministro, se prioriza el concepto de proximidad, algo con lo que la organización está de acuerdo para evitar desplazamientos largo innecesarios, si bien considera que se debe planificar también en función de las necesidades de las cosechas y propone que se habiliten establecimientos turísticos para evitar traslados pendulares.

Asimismo, la organización señala que el Gobierno deberá revisar también que no se produzca una doble cotización a la Seguridad Social de los trabajadores.