Agronews Castilla y León

 

  • Con el quinto presupuesto a nivel UE, España se sitúa, con un 51% de realización, como uno de los Estados con menor nivel de ejecución y planificación de fondos FEADER

  • “No queremos que vuelva a suceder como en el período 2007-2013, cuando perdimos 369 millones de euros de Bruselas”

Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos ha revisado los datos sobre la ejecución de fondos europeos en relación al desarrollo rural en el conjunto de la UE y destaca la escasa ejecución del presupuesto estatal en el periodo de programación 2014-2020.

Unión de Uniones ha tenido ocasión de analizar la situación y destaca que  de los 12.244 millones de euros del Fondo Europeo de Desarrollo Rural (FEADER) asignados a España, quinto presupuesto a nivel UE, apenas se han gastado, con datos hasta junio de 2020, un 51%, 6.240 millones, lo que  sitúa al país a la cola de Europa y muy alejado de Estados miembro como Suecia (80%), Reino Unido (73%) o Francia (66%).

La organización critica  igualmente el escaso presupuesto asignado hasta el momento a proyectos seleccionados – lo que se conoce como presupuesto decidido -, cercano al 65%, lo que, conjuntamente,  influye en que España sea uno de los Estados de la UE con menor nivel de ejecución y planificación de fondos de desarrollo rural.

Unión de Uniones asocia la limitada ejecución de fondos, en parte, a la obligada cofinanciación por parte de los Estados o sus regiones, que en ocasiones presentan dificultades para asumirla, la compleja burocracia para lanzar estas ayudas, que provocan retrasos en las convocatorias, o los escasos incentivos que ciertas medidas suscitan entre los agricultores y ganaderos en el marco de los Programas de Desarrollo Rural.

En este sentido, la organización insiste en que  todavía hay plazo para gastar dichos fondos, que podrían ejecutarse hasta finales del año 2023, por lo que insta a la Administración a buscar soluciones ya para no perderlos, más teniendo en cuenta el horizonte de incertidumbre que se avecina a consecuencia de la crisis de la COVID-19.

“Los agricultores y ganaderos de este país no pueden permitirse el lujo de perder un euro”, reclaman desde Unión de Uniones. “El Gobierno y las Comunidades Autónomas deben comprometerse firmemente a buscar fórmulas para destinar ese dinero en su totalidad al desarrollo socioeconómico de las comunidades rurales” concluyen.

La organización recuerda, además, que España está reclamando a la UE que los fondos Next Generation UE para el Desarrollo Rural se puedan recibir cuanto antes y “esta no es, desde luego, la mejor carta de presentación”.

Unión de Uniones  ya pidió en junio pasado que Ministerio y Comunidades Autónomas revisarán los PDRs para poder destinar, tal y como autorizaba la UE, a ayudas por el COVID19 para las explotaciones agrarias de hasta 5.000 euros por explotación, para aprovechar mejor estos recursos.

 

Deficiencia en la gestión también de fondos estructurales

La situación de escasa ejecución se repite con los demás fondos estructurales y de inversión. En el caso del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), los fondos ejecutados se sitúan en el 26%, mientras que en el Fondo Social Europeo (FSE) se sitúan en el 32% y en el Fondo Europeo Marítimo y de Pesca en el 17%, salvándose solo la Iniciativa de empleo juvenil, que tiene una ejecución superior, situada en el 57%.

Unión de Uniones, con respecto a los PDRs, propone que los fondos sean reajustados y destinados a aquellas medidas con una mayor demanda y a líneas para apoyar a los agricultores y ganaderos en la salida de la crisis y que se flexibilicen los requisitos para acceder a las ayudas, de tal manera que se pueda alcanzar el 100% de fondos ejecutados a nivel estatal. “No queremos que vuelva a suceder como en el período 2007-2013, cuando perdimos 369 millones de euros de Bruselas”, sentencian.