Agronews Castilla y León

Unio de PAgesos ha pedido al Departamento de Acción Climática de la Generalitat de Cataluña, mediante una carta al secretario de Alimentación, Carmel Mòdol, que abra una investigación urgente, a través del organismo Cadecat, sobre el posible incumplimiento de la Ley de medidas para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria por parte de los compradores de naranjas a los productores en Cataluña. El sindicato hace esta demanda a causa de los precios extremadamente bajos en origen, con el objetivo que la campaña de inspecciones y comprobaciones sea extensa, puesto que la situación es generalizada por parte de las empresas compradoras.

Durante los últimos meses, el sindicato ha alertado de información sobre precios muchos bajos percibidos por los citricultors, en muchos casos entre los 8 y 12 céntimos el kilo de naranjas. En cuanto a las clementinas, el precio mediano que pagan las empresas compradoras es de 30 céntimos el kilo, pero hay que tener en cuenta que la cosecha 2021/22 ha estado muy corta, entre un 40% y un 60% respecto a una de media; por lo tanto, los ingresos por este cítrico también se han reducido.

El sindicato ha estado atento en las últimos semanas a la evolución de los precios y ha comprobado que estas informaciones se reflejaban en las estadísticas oficiales del Departamento y del Ministerio de Agricultura. Así, los precios en origen al árbol publicados por el Ministerio para los diferentes cítricos muestran una bajada muy importante respecto de la pasada campaña, sobre todo en la naranja, con precios de 5 céntimos el kilo para la navelina, y de 9,38 céntimos para la navel esta última semana. El último dato de precio percibido por los productores publicada por de Acción Climática para las naranjas es de 11 céntimos el kilo, el diciembre del 2021.

Unio de Pagesos denuncia que este nivel de precios en origen al árbol es excepcionalmente bajo, muy por debajo del coste efectivo de producción. Si se toman como base los últimos datos publicados por la Red Contable Agraria de Cataluña (XCAC) del 2019 y el 2018, el coste de producción de ‘mandarinas, clementinas y frutas similares’ es de 42 céntimos el kilo y de 47 céntimos el kilo, respectivamente. Si se aplica el incremento de los factores de producción de los últimos meses, estos costes considerados pueden aumentar en más de un 20%.

Otro dato importante para tener en cuenta es el coste mediano asignado a ‘agua’ de estos datos. La XCAC considera que por este grupo de cultivos es de 391 euros la hectárea. En este momento, hay precios de 50 céntimos de euro el m³ en las comunidades de regantes de la zona citrícola, el qué equivaldría a un coste de unos 3.000 euros por hectárea solo por este factor.