Agronews Castilla y León
  • En los últimos tres meses del año 2022 la producción en Castilla y León ha bajado un 1,61% con respecto a los mismos meses del año anterior.

La Unión de Campesinos de Castilla y León (UCCL) se ha reunido con las cooperativas de ovino de la Comunidad para analizar la difícil situación que vive el sector a consecuencia del incremento continuado de los costes de producción y el bajo precio que perciben por su leche.

Esta organización alerta que el aumento del precio pagado al ganadero por su leche es aún muy bajo y no es proporcional al aumento de los gastos de producción que continúan al alza y están asfixiando a un sector que lleva años vendiendo a perdidas.

La UCCL denuncia que la situación crítica de los ganaderos de ovino no se puede sostener a lo largo del tiempo y apunta que las ayudas dadas, son totalmente insuficiente, siendo tan solo parches para que la industria siga jugando con los ganaderos y con el suministro de la alimentación de los consumidores, con el único objetivo de ahorrarse unos céntimos que pagar al ganadero.

Según el último informe publicado sobre declaraciones de entregas de leche a los primeros compradores publicado por el MAPA, en el último año, en Castilla y León, han desaparecido 131 ganaderos de ovino de leche, quedando en la actualidad tan solo 1.765 ganaderos y cabe destacar que llevamos tres meses consecutivos con una reducción considerable en la producción de leche de un 1,61%, que hace denotar que a los ganaderos no le salen las cuentas.

La Unión de Campesinos va a elaborar un documento para estimar una media los costes de producción de los ganaderos de ovino en Castilla y León y que posteriormente dará traslado a las industrias para exigir un precio por la leche acorde a los costes de producción de los ganaderos, y hace un llamamiento a la responsabilidad de la industria; “si queremos en un futuro leche de oveja en Castilla y León, debemos garantizar unos precios justos para nuestros ganaderos”, apunta UCCL.

Sección: