Agronews Castilla y León

El informe de 2020 sobre el uso del sistema de alerta rápida para alimentos y piensos publicado hoy muestra que los Estados miembros notificaron un total de 3862 notificaciones de riesgos de alimentos o piensos a la Comisión Europea el año pasado.

Esto es algo menos que el Informe del año pasado, probablemente debido a la pandemia debido a menos rechazos en la frontera. 1398 se clasificaron como 'alerta', lo que indica un riesgo para la salud por el cual los operadores comerciales o las autoridades requerían una acción rápida. Durante los últimos siete años, el número anual de notificaciones de alerta se ha duplicado, lo que demuestra que en este período la red se ha vuelto mucho más competente en la detección y notificación de alimentos y piensos que presentan un riesgo significativo para los consumidores.

El óxido de etileno en las semillas de sésamo es el problema que se informa con más frecuencia. Cabe destacar que la mayoría de las contaminaciones con óxido de etileno fueron reportadas por empresas que verificaron sus existencias (controles propios versus controles oficiales). Como en años anteriores, la mayoría de las notificaciones en 2020 se referían a productos alimenticios, con un pequeño porcentaje de las notificaciones relacionadas con piensos (6%) y materiales en contacto con alimentos (3%). El RASFF fue fundamental para rastrear y retirar del mercado los productos afectados.

Más información:

Sección: