Agronews Castilla y León

La situación que en la actualidad vive España, y buena parte del mundo, como consecuencia de la pandemia de coronavirus, con una restricción de los movimientos hace que opciones como la solicitud de pedir un préstamo online o de la hipoteca para terreno por la misma vía sean una opción más que interesante para cualquier consumidor.

El uso de las nuevas tecnologías, especialmente por lo que se refiere a las labores bancarias, todo lo que sea la compra de productos on line o la realización de este tipo de operaciones aprovechando las ventajas que ofrece internet como son la agilidad, la no existencia de horarios o la espera de colas en la sucursal, ha crecido de forma exponencial en los últimos años gracias a la mejora en el funcionamiento de los mismos así como la evolución de los propios consumidores que han ido ganando confianza en este tipo de actividades.

SENCILLEZ

Desde distintas fuentes explican cómo realizar la citada operación que se puede definir por su facilidad, sencillez y rapidez.

La primera pregunta que se realizan las personas que quieren optar por esta opción es quién puede hacerlo. Aquí los requisitos son bastantes sencillos. El primero de ellos, lógicamente, obedece a la necesidad de que se trate de mayores de edad y, por tanto, hayan superado los 18 años de edad. El segundo gran requisito para la realización de esta gestión debe ser contar con unos ingresos estables que se puedan demostrar que deben ser suficientes para poder cubrir la deuda que se pueda generar.

Otro tema importante que se tiene en cuenta entre las entidades que se dedican a la realización de estas operaciones de préstamos online es comprobar que el solicitante del mismo no se encuentra en ninguna lista de morosidad, ya que en caso de aparecer en ASNEF el operador reclamará al demandante aportar un aval que asegure que se puede hacer frente al pago de la deuda.

Tras comprobar que el solicitante cuenta con nacionalidad española, en el caso de las empresas que operan en nuestro país, la entidad va a analizar la capacidad de endeudamiento y la solvencia del peticionario para proceder a la concesión del crédito.

Para finalizar este pequeño artículo sobre las ventajas que ofrecen los préstamos online hay que poner sobre la mesa la documentación que se va a demandar desde la entidad bancaria para iniciar el proceso de aprobación de la petición de fondos.

Lógicamente, el primero de todos esos papeles es, evidentemente, el documento oficial de identidad, el segundo debe ser el número de cuenta bancaria en el que se cargará el dinero solicitado y posteriormente las cuotas de reingreso de los mismos; en tercer lugar, tendremos que presentar la nómina o el justificante de ingresos y, en algunos casos, se nos va a reclamar un recibo de domiciliación bancaria.

La petición de créditos online es una interesante opción que quizás gane terreno con el estado de alerta que vive España en la actualidad y la crisis que genera.

Sección: