Agronews Castilla y León

El Coordinador General de la Unión de Campesinos de Castilla y León, Jesús Manuel González Palacín, se ha mostrado muy critico con la situación que viven en la actualidad los agricultores y ganaderos calificándola, incluso, que peor que antes de la pandemia por lo que no ha descartada la posibilidad de volver a convocar movilizaciones.

En este sentido ha puesto el caso del cereal donde una buena cosecha en Catilla y León que puede superar los 8 millones de toneladas se ve lastrada por un incremento de los costes de producción en cerca de un 20% y por una caída de los precios de entorno a un 10/15% en relación a la media de los últimos cinco años. “Se están pagando precios de los años 80 del siglo anterior con el trigo a 170 euros y la cebada a 150 euros por tonelada” señalaron desde UCCL.

En este sentido, han asegurado que han elaborado un documento de trabajo que ya han presentado al propio Consejero de Agricultura, Jesús Julio Carnero, así como a distintos grupos parlamentarios de las Cortes regionales y que, en breve, trasladarán al Delegado del Gobierno en Castilla y León, Javier Izquierdo, donde se plantean medidas concretas para los sectores más afectados por la pandemia, algunos de los cuáles se han quedado fuera de las ayudas implantadas hasta la fecha como es el caso del vacuno.

Dentro de esas medidas, ha señalado Palacín, se encuentra lograr que la PAC, que se va a recortar en un 10%, apostillaba, se dirija hacia aquellos que realmente viven de la agricultura y la ganadería, aquellos que tengan, al menos, un 25% de sus ingresos procedentes del sector agrario y que se encuentren inscritos en el Régimen de la Seguridad Social en este apartado.

Además, ha calificado como clave que se cumple la Ley de la Cadena Alimentaria y los contratos se hagan sobre la base de unos costes de producción que sean reales, que sean estadísticas ciertas de lo que le cuesta producir a un agricultor y a un ganadero, concluyó Palacín.

 

Tags: 

Sección: