José Ignacio Falces Yoldi - Agronews CyL
  •  Las vacas de primer parto en apenas cuatro meses han perdido más de 120 euros en su cotización al pasar desde los 1.470 euros que refleja la sesión del citada mercado del 14 de mayo a los 1.350 € de la del 17 de septiembre.

El presente 2014 se presumía un año complicado para el sector del vacuno de leche pero las previsiones más negativas se han ido superando por las propias circunstancias que se han vivido en el transcurso de estos meses.

Si ya los ganaderos veían con preocupación la desaparición de las cuotas lácteas en abril de 2015, el exceso de producción, los últimos datos del Fondo Español de Garantía Agraria, referido a agosto, hablan que se va a vivir una sobreproducción que va a superar el 7% de la cantidad asignada a España, está provocando un hundimiento de precios bastante significativo que en ese mes se situaba en los 0,350 €/L pero que parece que está continuando en septiembre, basta con mirar los datos ofrecidos ayer, 17 de septiembre, por la Lonja de León que fijaba el precio de este producto en los 0,325 €.

Ese incremento de la producción aboca a más del 60% de los ganaderos española al pago de una supertasa justo en un momento en que la rentabilidad de muchas explotaciones es más que dudoso, salvo que se produzca un cambio en la normativa comunitaria que no parece fácil.

Precios de las frisonas en el mercado de Torrelavega

Por si esto era poco, el veto ruso va a tener una importante repercusión para quienes se dedican a esta actividad en España, no de forma directa pero si indirecta pues la leche y los derivados lácteos de la Unión Europea que tradicionalmente "marchaban" a ese mercado ahora van a buscar salida en otros mercados que se encuentran ya saturados por efecto del incremento de la producción ya antes señalado.

Todas estas circunstancias se palpan, y de que manera, en el mercado de referencia para la venta de frisonas como es el cántabro de Torrelavega que está comprobando como en los últimos tres meses todas las categorías han vivido fuertes bajadas de precios. La mayor caída porcentual la han vivido los terneros de 1-3 semanas que han pasado de los 135 euros de mayo a los 80 de septiembre, lo que representa un descenso de más del 40%. Un 26% de su valor han perdido los terneros de tres meses y 20 los de más de seis.

El resto de las categorías viven descenso más ligeros pero nada desdeñables, por ejemplo, en el caso de las vacas de primer parto que en apenas cuatro meses, han perdido más de 120 euros en su cotización al pasar desde los 1.470 euros que refleja la sesión del citada mercado del 14 de mayo a los 1.350 € de la del 17 de septiembre.

50 euros por cabeza es el descenso que han vivido las novillas cercanas al primer parto al fijar su valor en esta última sesión del mercado cántabro de Torrelavega.

Sección: