Agronews Castilla y León

Anuncia Franciso Martínez Arroyo, consejero de Agricultura de Castilla La Mancha, el próximo viaje del presidente Page a Bruselas para presentar el nuevo Programa de Desarrollo Rural sin haberlo dado a conocer antes en la región. No se entiende, denuncian desde La Unión, que los políticos y burócratas europeos lo conozcan antes que los interesados. Solo se explica si este PDR supone un perjuicio para el sector agropecuario castellano-manchego y el natural miedo escénico a hacerlo público.

Por ahora y según declaraciones del CONSEJERO de AGRICULTURA el nuevo PDR sufre un tremendo recorte respecto al de 2014-2020. Pasa de 1.500 millones de euros en el anterior a 1.000 millones de euros anunciados. Sin duda numerosas líneas se verán afectada por este recorte, de la misma forma que en el anterior PDR sería afectada la agricultura ecológica.

Incorporación de jóvenes, planes de mejora, razas autóctonas en peligro de extinción, apicultura, tratamientos selvícolas para particulares, y otras tantas van a ver necesariamente recortada la dotación presupuestaria destinada ellas. Teniendo en cuenta que GEACAM se lleva la parte del león del PDR y que todas las previsiones son que se la seguirá llevando, no cabe duda la realidad de estos recortes. 

"¿Va a consentir el Partido Popular que esto ocurra sin hacer absolutamente nada? ¿No va a cuestionar el despilfarro en asuntos de desarrollo rural como son los arreglos de caminos? ¿Por qué no se adhiere el PP al documento propuesto por Unión de agricultores y ganaderos de Castilla-La Mancha, al igual que toda la oposición (Ciudadanos, Podemos y VOX), para que estos desmanes no sigan ocurriendo y que el desarrollo rural fije de verdad población?", se preguntan desde la organización agraria en un comunicado de prensa.

Con una inflación regional que es la mayor de España, precios del gasóleo, electricidad y abonos entre otros insumos disparados a niveles nunca conocidos, no es momento para recortes en el presupuesto agropecuario, si no, al contrario, de incrementar en todo lo posible para ayudar a agricultores y ganaderos. Con la situación agónica en el que muchas explotaciones echan en cierre, el gobierno regional se desentiende de las necesidades acuciantes de los campesinos y prácticamente decreta su eliminación.

Como ejemplo escandaloso del maltrato a los agricultores y el despilfarro del dinero público, en estos días el consejero de agricultura ha firmado un convenio para el arreglo de 110 km de caminos por un importe de seis millones de euros, resultando que el coste por kilómetro arreglado es de 54.000 euros, cuestión que no se entiende salvo que esos arreglos y obras se liciten a empresas afines o relacionadas. O que, en lugar de utilizarse la clásica moto niveladora y rulo apisonador, se pretenda adoquinar esos caminos con piedra de jade.

Lo natural es que se convocase una línea de ayudas dentro del PDR para el arreglo de las vías y las pudieran solicitar asociaciones o agrupaciones locales agrarias u otras entidades formadas por agricultores y ganaderos que, sin duda, gestionarían el dinero de forma mucho más eficiente resultando el coste kilométrico sensiblemente inferior, lo que permitiría o bien el arreglo de muchos más kilómetros o el ahorro de parte del presupuesto para destinarlo a otras necesidades siempre acuciantes.

Unión de agricultores y ganaderos de Castilla-La Mancha hace un llamamiento al resto de organizaciones profesionales agrarias para la defensa de los intereses de la gente del campo.

Sección: