Agronews Castilla y León

El valor total del comercio agroalimentario de la UE fue de 28.300 millones en febrero de 2022, lo que supone un aumento del 18% en comparación con el mismo mes del año anterior. Las exportaciones aumentaron un 11% hasta alcanzar los 16.600 millones, mientras que las importaciones crecieron un 30% hasta alcanzar los 11.700 millones, lo que refleja un saldo comercial de 4.900 millones. Esto supone un aumento del 52% en comparación con enero de 2022 y una ruptura de la tendencia a la baja de las exportaciones y al alza de las importaciones que se venía observando desde el otoño de 2021. Estos resultados se han publicado hoy en el informe comercial mensual de la Comisión Europea.

En los dos primeros meses de 2022, las exportaciones al Reino Unido y a los Estados Unidos crecieron significativamente en comparación con el mismo periodo del año anterior. Las exportaciones al Reino Unido aumentaron un 23% (impulsadas por el vino, las aves de corral y los huevos) hasta alcanzar un valor de 6 600 millones. Las exportaciones a Estados Unidos crecieron un 26%, hasta alcanzar los 4.000 millones, impulsadas en gran medida por el aumento de la demanda de bebidas.

En cambio, las exportaciones a China -el tercer destino de las exportaciones agroalimentarias de la UE- sufrieron un fuerte descenso en los dos primeros meses del año, con 836 millones de euros o un 28% menos. La causa principal fue la reducción de 856 millones de euros en las exportaciones de carne de porcino a ese país en un año (una caída del 66%).

Las importaciones agroalimentarias del Reino Unido crecieron considerablemente en comparación con el mismo periodo de 2021, cuando se encontraban en niveles especialmente bajos. En los dos primeros meses de este año crecieron un 75% hasta alcanzar un valor total de 2.100 millones. Esto fue impulsado en gran medida por el aumento de las importaciones de bebidas espirituosas y licores, cuyo valor se incrementó en un 105%.

Las importaciones de Brasil también experimentaron un aumento considerable (62%), y las importaciones de soja y harinas contribuyeron en gran medida a este crecimiento. Las importaciones procedentes de Estados Unidos y China también aumentaron un 18% y un 65% respectivamente durante este periodo. En cambio, las importaciones procedentes de Canadá fueron las que más disminuyeron, con un 22% o 126 millones.

En particular, antes de la agresión militar de Rusia, las importaciones procedentes de Ucrania habían crecido más que las de cualquier otro país en los dos primeros meses del año (un 96% de aumento interanual). Las importaciones de cereales, aceites vegetales y semillas oleaginosas aumentaron tanto en valor como en volumen, con 1,4 millones de toneladas más de cereales importados en comparación con el mismo periodo de 2021.

En cuanto a los productos específicos, las preparaciones de cereales y los productos de molinería, los productos lácteos y el vino y los productos a base de vino fueron las principales categorías de exportación en enero y febrero. Esto coincide con lo observado en el mismo periodo del año pasado. La UE exportó 3.100 millones de preparaciones de cereales y productos de molinería, 2.800 millones de productos lácteos y 2.300 millones de vino y productos a base de vino, lo que refleja un aumento de los valores de exportación de los tres.

En cuanto a la ganadería, las exportaciones de carne de vacuno aumentaron un 28% en comparación con el año anterior, contribuyendo a este crecimiento las exportaciones de productos cárnicos congelados. En cambio, las exportaciones de carne de porcino disminuyeron un 20%. De las 27 categorías de productos, la carne de porcino es la única que registró un descenso en el valor de las exportaciones de un año a otro.

Las semillas oleaginosas fueron la principal categoría de importación en enero y febrero, con un crecimiento interanual del 41% hasta alcanzar un valor de más de 5.000 millones. El café, el té, el cacao y las especias se convirtieron en la segunda categoría de productos importados a la UE, impulsados principalmente por el aumento del valor de las importaciones de café, que es un 66% superior al del año pasado.

El fuerte aumento del precio del café arábigo comenzó en abril de 2021 y ha continuado, y en febrero los precios mundiales alcanzaron sus niveles más altos desde 2011. Mientras tanto, las importaciones de fruta cayeron bruscamente. En particular, las uvas, que disminuyeron en 115 millones o un 29%, y los plátanos, que cayeron en 69 millones o un 13%.