Agronews Castilla y León

En función de los datos del programa de vigilancia de plagas y enfermedades en leguminosas que lleva a cabo la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, y según recoge ASAJA, estos días se ha enviado una alerta al sector recomendando una vigilancia especial por la presencia de gusanos defoliadores en alfalfa.

Los gusanos defoliadores, detecciones de larvas de varias especies de lepidópteros noctuidos (tanto Plusia como Gardama), son frecuentes en los cultivos. Aunque no suelen causar grandes daños, en la presente campaña se han detectado en valores más elevados, por lo que se recomienda la vigilancia de los alfalfares.

Consideraciones a tener en cuenta:

  • Lo que pueda observarse en una parcela y su evolución es sólo atribuible a ella misma. Previo a cualquier decisión, el agricultor debe cotejar el estado de situación en cada una de sus parcelas.

  • Efectuar los tratamientos únicamente cuando se alcance el umbral de tratamiento definido para cada caso. Utilizar sólo productos autorizados en el Registro Oficial de Productos Fitosanitarios del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

Medidas preventivas 

  • Adelantar el corte por su efecto en la mortandad y dispersión de las larvas.

  • Dejar franjas de alfalfa sin cortar para proporcionar refugio a la fauna auxiliar.

  • Eliminar las malas hierbas colindantes que pueden suponer un refugio para estas especies.

  • Captura masiva mediante trampas polillero con feromona.

Umbral de tratamiento para lucha química:

  • Sólo cuando alcanzan niveles poblacionales muy importantes pueden causar consecuencias económicas para el cultivo. Realizar conteos en 50 plantas. El umbral de tratamiento se establece en 5 larvas por planta.

  •  Recomendable realizar los tratamiento al atardecer o a primera hora de la mañana.

  • Utilizar únicamente productos autorizados e inscritos en el Registro Oficial de Productos Fitosanitarios. Consultar el Registro antes de cualquier aplicación: