Agronews Castilla y León

Respecto a la nota de prensa publicada por Europa Press el pasado día 20 de junio donde se recoge únicamente la versión de la gestión del lobo por parte de la Consejería de Medio Ambiente Ordenación del Territorio y sostenibilidad de la Comunidad de Madrid, la Unión de Agricultores, Ganaderos y Silvicultores de la Comunidad de Madrid, UGAMA, quiere aclarar lo siguiente aspectos:

En primer lugar, los ataques de lobo al ganado han descendido un 40% debido al hartazgo de los ganaderos a la hora de denunciar, debido a que cada día hay más trabas y un oscurantismo que ha llegado a un límite en el que el ganadero denunciante ni siquiera tiene acceso al informe emitido por guardería forestal en su propia granja. 

La comunicación con los ganaderos es prácticamente nula, ya que mayoritariamente nos enteramos de la situación actual del lobo en la Comunidad de Madrid por los medios de comunicación, y prueba de ello es que solo se han celebrado dos mesas del lobo en 10 años que han sido una autentica pérdida de tiempo.

En cuanto a las medidas preventivas que se mencionan en el comunicado, son las que han puesto los propios ganaderos, lo que ha mermado significativamente su precaria renta, puesto que del Programa de Desarrollo Rural no se ha modificado ni una coma y sigue sin haber una medida específica para el tema del lobo. Estas medidas, son totalmente insuficientes pues a día de hoy, debido a la ley 4/2016 e 22 de julio de protección de animales de compañía, los mastines, “única medida preventiva eficaz”, están obligados a ir atados y con bozal y por supuesto el ganadero asumiendo todos los gastos de alimentación, seguros de responsabilidad civil y sanitarios de dichos animales.

Por otro lado, resulta incoherente que los animales “semidevorados” que quedan tras un ataque, el propio ganadero tenga que retirarlos y llevarlos a incinerar, lo que produce que el lobo para comer al día siguiente tenga que matar de nuevo a otros animales, y más si cabe habiéndose aprobado por unanimidad una PNL en la Comunidad de Madrid instando al gobierno regional a establecer una normativa para poder dejar cadáveres de animales en el campo, y que por parte de este gobierno a día de hoy, no ha avanzado nada sobre esta cuestión.

Por último, indicar que la orden de indemnización por ataques de lobo, no ha cambiado nada en los últimos años a pesar de que son muchos los ganaderos que han optado por ir a los tribunales para obtener una compensación justa, de la mano de nuestros servicios jurídicos. En más de una docena de ocasiones los ganaderos han ganado los juicios obteniendo unas compensaciones mucho mayores de las ofrecidas, sin que la Administración regional haya movido un dedo para adaptar la cuantía de las ayudas a las sentencias firmes.  En concreto, una de estas sentencias fue recurrida hasta tres veces por la Consejería de Medio Ambiente hasta llegar al Tribunal Supremo, en un esfuerzo más de esta Administración por aburrir a la ganadería y donde también se le dio la razón al ganadero. Desde UGAMA se recuerda también que actualmente hay otra docena más de denuncias en los juzgados por este asunto esperando sentencia.

Para la Organización, comunicados distorsionadores de la realidad cuyo cometido es maquillar la inacción de una Administración que ha enquistado un problema de primer orden en el campo madrileño, no produce más que indignación y rechazo e insta a los distintos responsables a que empiecen ya una línea de diálogo sincero y continuo para evitar que este conflicto se siga resolviendo en los tribunales.

Tags: 

Sección: