Agronews Castilla y León

 La sectorial del porcino de JARC - COAG celebra que el Tribunal Supremo haya declarado nula la decisión del ministerio de Energía limitarse sólo a plantas de secado de purines de hasta quince años el apoyo para generar electricidad. El auto del pasado 8 de noviembre, permite reabrir todas las plantas catalanas que tuvieron que cerrar en 2014 por el recorte del Estado a las energías renovables y la cogeneración, restableciendo el plazo de antigüedad a veinte y cinco años.

En este sentido, JARC pide a la Administración catalana que agilice los trámites necesarios para reabrir todas las instalaciones lo antes posible, dando así el máximo de opciones a los ganaderos para el tratamiento de las deyecciones ganaderas.

Por otra parte, la entidad considera que los años que las plantas han tenido que ser cerradas por el recorte estatal, no deberían computarse dentro de los veinte y cinco años de vida útil establecidos por la normativa inicial, finalmente restablecida.

En el año 2014, cuando se tuvieron que cerrar las plantas, la organización agraria catalana se negó con contundencia a la decisión de España, organizando manifestaciones en Madrid y Cataluña, mientras mantenía reuniones con los representantes del ministerio de Energía y de Agricultura para intentar revertir una situación que perjudicaba enormemente a los ganaderos de porcino de Cataluña.

Finalmente, JARC valora muy positivamente la sentencia del Tribunal Supremo, y se compromete a seguir trabajando para que, en el menor tiempo posible, estén abiertas todas las plantas de purines de Cataluña.

Sección: