• Hacienda Zorita Wine Hotel&Spa se encuentra en un antiguo convento dominico de 1366 en el que se alojó Colón antes de partir hacia América
  • Viñedos, olivos, secuoyas y el Tormes son inseparables acompañantes en un complejo destinado al descanso y al disfrute de productos de alta calidad como vino, aceite o queso

A escasos kilómetros de Salamanca, en la localidad de Valverdón, entre majestuosas secuoyas rodeadas de vides y olivos, se encuentra un lugar especial que data del siglo XIV, donde el vino es el principal protagonista, pero no el único. Nos referimos a la Hacienda Zorita Wine Hotel&Spa, ubicada en un edificio estratégico e histórico, donde el río Tormes se convierte en un acompañante inseparable del visitante.

Adquirida en el año 2001 por The Haciendas Company en estado de ruina, un laborioso trabajo de restauración respetando los materiales y la arquitectura de la que fuera hacienda dominica fundada en 1366, ha hecho de este enclave un complejo de lujo con un encanto especial. Como afirma el vicepresidente de The Haciendas Co., Jaime Boville, está dedicado al descanso, al relax, a la mejor gastronomía y “a disfrutar de la cultura y de la magia del vino, del queso y del aceite”. Nada mejor para saborear los productos naturales producidos y elaborados en la Hacienda que un entorno en el que la naturaleza es la principal protagonista, con viñedos que rodean la edificación y otros, en espaldera de diferentes tipos de uva y acompañados por rosales para detectar las posibles plagas, en el interior. Hacienda Zorita se ha convertido en un remanso de paz y tranquilidad, solo roto por el sonido del Tormes.

Inés de Limoges en el año 1336 donó Zorita a los frailes dominicos que, cultivando las tierras que la rodeaban, la convirtieron en un lugar de retiro y descanso. Años más tarde, en 1487, Cristóbal Colón se alojó en el convento durante las Conferencias de Valcuevo, con las que se pretendía convencer al prior de los dominicos, Fray Diego de Deza, de la viabilidad de la nueva ruta hacia las Indias. Fue en Hacienda Zorita donde se fraguó uno de los acontecimientos históricos más decisivos: el descubrimiento de América.

De la época en la que permaneció Colón en el lugar datan las que se consideran las secuoyas más antiguas de Europa, con más de 500 años, traídas hasta Valverdón por el conquistador Vázquez Coronado. La Hacienda continuó perteneciendo a la Orden dominica hasta la Desamortización de Mendizábal. En 1881, Tomás de Solís, aprovechando el paso del río Tormes, convirtió el edificio en una de las harineras más importantes de España, hasta 1950, cuando fue devastada por un incendio.

  • Casa Grande, villas privadas y un exclusivo Wine Spa

Pasado histórico con el esplendor de un presente en el que el Tormes se erige como otro de los protagonistas del complejo. Un canal del río pasa por el centro de la Casa Grande mientras otro, que antaño alimentaba el molino de la aceña, se ha reconvertido en Spa con técnicas de vinoterapia. El antiguo molino de 1881 es hoy un exclusivo Wine Spa que permite disfrutar de tratamientos exclusivos de belleza en un entorno idílico. El acogedor complejo alberga 23 habitaciones de lujo en la Casa Grande, a las que se suman 17 villas que disponen de jardín privado con piscina y una zona chill out, todas con vistas bien al Tormes o al viñedo que rodea la Hacienda.

Relax sumado a experiencias únicas que ofrece la Hacienda, como la cata en profundidad de vino, queso y aceite que se realiza en un escenario de privilegio, la bodega de crianza Marqués de la Concordia que alberga 1.366 barricas de roble, cifra en honor a la Hacienda, donde se cría el tempranillo y otras 32 barricas con una selección de las mejores uvas para el Magister. Una de las peculiaridades de la bodega es el diseño de su cubierta, obra del arquitecto José María Pérez ‘Peridis’, que se asemeja al casco invertido de una carabela, todo un homenaje al histórico visitante de la Hacienda, Colón, que no el único.

  • Capilla de San Nicolás de las Viñas

Además de la Casa Grande, en la Hacienda Zorita tiene su particular protagonismo la capilla de San Nicolás de las Viñas, en homenaje a Santo Domingo de Guzmán, fundador dominico enterrado en Italia. Construida en piedra de Villamayor, el interior alberga valiosas pinturas y frescos de los siglos XVI-XVIII. Una de las obras más importantes de la capilla, que acoge la celebración de ceremonias, es un retablo de 1540 que se atribuye a la Escuela de Valladolid. Del paso por la Hacienda de visitantes ilustres dan fe los vítores en las paredes de la capilla: desde Cristóbal Colón, a otros más actuales como Juan Vicente Herrera, presidente de la Junta de Castilla y León o el expresidentes chileno Ricardo Lagos.

  • Vinos Marqués de la Concordia

Marqués de la Concordia es la marca de los vinos producidos por las Haciendas. Una estatua de José Abascal, primer marqués de la Concordia y Virrey de Perú durante el reinado de Fernando VII, preside las instalaciones de la Hacienda Zorita. Con esta marca, elaboran un verdejo y tintos: tempranillo, Syrah y Magister, vino este último hecho con una selección de las mejores uvas procedentes de las Haciendas del Valle del Duero. El verdejo de la Hacienda Zorita Vega de la Reina logró el pasado año el título de mejor vino blanco del mundo.

  • Zorita’s Kitchen

Bajo la dirección del chef Víctor Gutiérrez, con una estrella Michelín, la propuesta gastronómica incluye productos procedentes de Hacienda Zorita Organic Farm: quesos de leche cruda de oveja, ibéricos o aceite de oliva, aplicando la filosofía de ‘A paso lento’. Cocina española, dieta mediterránea y comida orgánica son características de este peculiar restaurante cuyo interior está inspirado en los refectorios dominicos.

 
  • Otras Haciendas:

Hacienda Zorita Wine Hotel&Spa forma parte de The Haciendas Company, que cuenta también con Hacienda Abascal en la Ribera del Duero, Hacienda Zorita Vega de la Reina, en Rueda; Hacienda Zorita Natural Reserve en Fermoselle y Hacienda Zorita Organic Farm, en San Pelayo de Guareña.

Entorno idílico entre viñedos y olivos, la inseparable compañía del río Tormes, unas instalaciones que aúnan modernidad y tradición y la posibilidad de conocer en profundidad vino, quesos y aceite convierten a Hacienda Zorita en una lugar único para el disfrute de los sentidos.

 

Rosa María Fernández

Agronews Castilla y León

Sección: 

Provincias: