Indignación en el Bajo Guadalquivir: Agua Desperdiciada y Demandas Agrícolas Insatisfechas

Agronews Castilla y León

14 de febrero de 2024

guadalquivir

El Bajo Guadalquivir, una de las comarcas más azotadas por la sequía en Sevilla, se encuentra en el centro de una creciente controversia.

La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) de Sevilla ha elevado su voz en un clamoroso pedido de justicia hídrica, denunciando a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) por no haber completado las obras de emergencia necesarias para el aprovechamiento del agua de lluvia, dejando que esta se desperdicie al mar.

Un Proyecto Imprescindible en el Guadalquivir: Bombeo al Embalse Torre del Águila

La crítica situación gira en torno a la estación de bombeo del canal del Bajo Guadalquivir, ubicada en el término municipal de Utrera. Este proyecto, vital para la región, tenía como objetivo el bombeo de agua hacia el embalse Torre del Águila, con la capacidad de impulsar cuatro metros cúbicos de agua por segundo, una medida crítica en tiempos de sequía severa. Sin embargo, a pesar de la promesa de la CHG y una inversión de 2,1 millones de euros, respaldada por el Real Decreto-Ley 4/2023, las obras permanecen incompletas.

El Impacto de la Demora: Agricultura en Riesgo

regantes, guadalquivirLa falta de acción de la CHG ha tenido consecuencias devastadoras para los agricultores de la zona. La región del Bajo Guadalquivir, conocida por su vasta extensión de cultivos que dependen del riego, ha visto cómo el agua, esencial para la vida y la producción, se escurre hacia el mar sin ser aprovechada. Esta situación no solo pone en peligro la subsistencia de los agricultores locales sino que también compromete la seguridad alimentaria de la región.

Exigiendo Soluciones: La Voz de COAG Sevilla

Frente a este escenario, COAG Sevilla ha tomado la iniciativa, exigiendo a la CHG que complete las obras de la estación de bombeo sin más dilaciones. La organización agraria argumenta que, con las recientes lluvias, es más urgente que nunca poner en funcionamiento el sistema de bombeo para aprovechar el agua disponible. Esta medida no solo beneficiaría a las 30.000 hectáreas de riego directamente conectadas al sistema sino que también mejoraría la garantía de suministro para toda la cuenca del bajo Guadalquivir.

Un Futuro Incierto pero Cambiable

El conflicto en el Bajo Guadalquivir destaca la importancia crítica de una gestión eficiente de los recursos hídricos, especialmente en regiones propensas a la sequía. Mientras los agricultores esperan una solución, la CHG se encuentra en una posición donde debe actuar rápidamente para evitar más pérdidas y garantizar el futuro de la agricultura en la región. La demanda de COAG Sevilla no es solo un llamado a la acción para una obra específica, sino un recordatorio de la necesidad de políticas hídricas proactivas y responsables en toda España.

La situación en el Bajo Guadalquivir es un claro ejemplo de cómo la inacción y la demora en la implementación de proyectos críticos pueden tener efectos devastadores en las comunidades. La historia aún está en desarrollo, y la respuesta de la CHG ante las demandas de COAG Sevilla podría marcar un precedente importante en la gestión del agua y en la lucha contra la sequía en España.

 



Share This