Agronews Castilla y León

El pasado 11 de abril la Asociación Profesional de Empresas Productoras de Semillas Selectas (APROSE) renovó algunos de sus cargos; Jaume Ribera, presidente del grupo de Obtentores que fue sustituido por Miguel Ángel Molina. También, se creó un grupo nuevo, el de Hortícolas con su correspondiente presidente, Jose María Fontán. Oscar Lanzaco, otrora asesor técnico de APROSE ahora es vicepresidente y por último, Fernando Bagüés dejó de ser presidente de la Asociación para pasar el testigo a Antonio Jiménez. Aprovechamos que acaba de cumplir dos meses de mandato para hacerle esta entrevista.

Antonio, cuéntanos un poco tu trayectoria profesional y cómo llegaste a APROSE

Empecé a trabajar a los 18 años junto a mi padre en una cooperativa vinculada al sector desmotador de algodón y a la extracción de aceites de granos oleaginosos. Desde joven, el trabajar junto a mi padre me abrió la ilusión por todo lo que rodea al mundo agrícola. Compatibilicé mis estudios de Ing. Agrónomo junto con el trabajo, y a la finalización de mis estudios empecé a trabajar en Eurosemillas, S.A., donde me formé en este “apasionante” mundo de las semillas. Posteriormente pasé por Gálvez Semillas, S.L.; y, aplicando las experiencias aprendidas en estas compañías, hace 18 años inicié un proyecto ilusionante con la creación de Dafisa, S.A.

Antes de ser presidente de la Asociación, fuiste vicepresidente y además eres presidente del Grupo de Cultivos Industriales ¿Qué te llevas de esas experiencias?

Durante los últimos años, el estar junto a la Junta Directiva de Aprose, con verdaderos profesionales del sector semillas, me ha ayudado a ir conociendo cuáles son las inquietudes y necesidades que rodean a nuestra actividad. Sin duda, esta experiencia me ayudará en las funciones que ahora me han sido encomendadas.

El desinteresado trabajo de Fernando Bagüés al frente de APROSE, me ha enseñado a valorar el cariño y la entrega por este sector.

Los objetivos de APROSE son fundamentalmente, conseguir aumentar el uso de semilla certificada y promocionar sus ventajas ¿Cuáles son tus objetivos como presidente con la Asociación?

Pues como muy bien has dicho, los objetivos de nuestra Asociación son incrementar el uso de semilla certificada. El trabajo de la Junta Directiva que dirige Aprose será promover todas las acciones que lleven a cabo este objetivo. Creo que es muy importante que las empresas multiplicadoras tomen conciencia de que deben estar unidas bajo el amparo de una asociación como Aprose, para que de esta manera la lucha por nuestros intereses tenga más efecto. También considero que es crucial estar continuamente junto a nuestras administraciones, ayudando a que las normativas, controles, decisiones, etc. Que influyan en nuestra actividad, sean estudiadas y desarrolladas conjuntamente.

Hace poco, en una entrevista comentabas que “Uno de los principales retos de esta asociación es saber transmitir a los agricultores el papel tan relevante de la investigación.” ¿Crees que son conscientes? ¿Por qué crees que la Semilla Certificada proyecta una imagen negativa en algunos sectores?

En España, sólo hay que ver cómo los rendimientos de los cereales se han ido incrementando en los últimos 30 años, casi duplicando lo que se producía a principios de los años 90. Evidentemente, todos los inputs han influido en este logro, pero la genética ha sido quien más peso ha aportado. Desgraciadamente, no se valora como debiera y no se asume esta realidad. Las mejoras continuas plasmadas con la obtención de nuevas variedades no “caen del cielo”, hay mucho trabajo y mucha inversión detrás de cada nueva variedad.

Respecto a la imagen negativa que la semilla certificada proyecta en algunos sectores, quisiera abordar esta cuestión fríamente. La producción de especies autógamas es bien conocida por todos los sectores, y siempre existe la tentación de no necesitar a las “empresas productoras de semillas”. Esto no lo entiendo y evidentemente no lo comparto. Las variedades están protegidas por las leyes de propiedad intelectual, y esta legislación hay que cumplirla. Y aquí es donde las empresas productoras de semilla certificada “ayudamos al sector productor”, ofreciendo nuevas variedades acordes a las necesidades del agricultor, siempre desde el cumplimiento de la legislación vigente. Incluso me atrevo a decir que lo hacemos “de una forma profesional y económica para el agricultor”. Los costes de una “producción local de semilla legal sin métodos profesionales” frente a una “producción profesional de semilla certificada” así lo contrastan.

Hace unas semanas compartimos la carta abierta que asociaciones europeas han dirigido a la UE por el fallo del Tribunal de Justicia sobre mutagénesis.  ¿Qué opinas al respecto?

Me uno a la posición de las Asociaciones Europeas, considero que ir en contra de tecnologías como la mutagénesis, obstaculiza la posibilidad de obtener productos capaces de dar soluciones sostenibles a la agricultura. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) dictó que los organismos obtenidos por mutagénesis deben ser considerados organismos genéticamente modificados (OGM), y hay que aplicarles la misma normativa. Y es bien conocido que en la Unión Europea no existe una buena concienciación sobre las alteraciones del material genético y las mutaciones del ADN.

Pero en este asunto quiero ser optimista. Considero que en la UE existen profesionales en mejora varietal que saben hacer muy bien su trabajo con las técnicas tradicionales disponibles. Y mientras se resuelven los asuntos legislativos en las técnicas de mutagénesis y OGM, estoy seguro que los agricultores europeos seguirán teniendo en sus manos variedades que den soluciones agronómicas a su actividad, haciendo que la agricultura europea continúe compitiendo con el resto de la agricultura mundial.

Poco a poco, hemos conseguido que aumente el uso de Semilla Certificada ¿A qué crees que se debe? ¿Qué opinas que debería hacerse para que aumente más?

Es el resultado del trabajo conjunto, en los últimos años, de las asociaciones APROSE y ANOVE junto a la Administración. Hay que unir esfuerzos, y son muchos los esfuerzos, valga la redundancia, que se han hecho y que deben seguir haciéndose. Hay que ser inflexibles en que la legislación está para cumplirla, y necesitamos que las Administraciones se conciencien de esto.

Hay que seguir esforzándose en trabajar: para que la normativa se cumpla, en el control y las inspecciones contra el fraude, en la concienciación de la necesidad de que las empresas productoras de semilla certificada somos parte importante en la cadena agrícola, en que estamos para ayudar a la mejora de la agricultura española.

Hace un año, se creó el convenio de Grano Sostenible con ANOVE, Cooperativas Agroalimentarias, ASAJA y UPA ¿Por qué no está APROSE en dicho convenio?

Buena pregunta!!!. Estoy seguro que ANOVE estará junto a APROSE en todos los proyectos en los que nuestra asociación esté presente para promover el Uso de Semilla Certificada. Es indiscutible que el caminar de APROSE y ANOVE tiene que ir en el mismo carril y en el mismo sentido.

Respecto a estar incluidos en el Convenio de Grano Sostenible, la actual Junta Directiva trabajaremos para que se nos tenga en cuenta. APROSE no debe estar al margen de estos convenios.

Y por último ¿Qué le dirías a una empresa que esté pensando entrar en la asociación?

Pues tendría que decirle muchas cosas, aunque empezaría por una pregunta: ¿Por qué no estás?. Sinceramente, no entiendo que las empresas que están desarrollando una actividad no pertenezcan a la Asociación que les representa. Más aún, considero que no hay justificación para no estar aquí. A una Asociación la hace fuerte la unión de todo el sector a la que representa. El sentirse representado por una Asociación es una necesidad para el Asociado y para la Asociación.

No estar representado por Aprose significa querer caminar sólo, y sin embargo muchas veces estas empresas exigen al sector “desde su soledad” mejoras en determinados aspectos, y sin embargo consideran que los objetivos conseguidos o una mejora en el sector vienen porque deben venir “per sé”. Y considero que nada es gratis, detrás de cada objetivo conseguido en el sector semillas hay un tiempo, una dedicación y un esfuerzo.

A las empresas que no están representadas, les diría que es necesario estar asociado, que una Asociación necesita de ellos para que a la hora de “sentarse en la mesa” con algún Organismo “el peso” de las empresas a las que representa Aprose sea alto.

Desde nuestra Asociación necesitamos saber transmitir y ofrecer todas las bondades y beneficios que aporta el pertenecer a APROSE. En esta tarea pido desde la ayuda a todas las empresas que ya estén asociadas, para motivar a nuestro entorno a que se asocie.

Tags: 

Sección: