Agronews Castilla y León

Tras la firma del protocolo, que ha tenido lugar en la sede de la Presidencia de la Junta de Extremadura, en Mérida, Fernández Vara ha avanzado que el calendario previsto contempla el inicio de las obras durante el año próximo para que la obra esté terminada en el primer trimestre de 2024.

El presidente extremeño ha recordado que la inversión en el proyecto ronda los 500 millones de euros y que la creación de empleo se sitúa por encima de los 200 puestos de trabajo directos y unos 1.000 indirectos

Asimismo, Fernández Vara ha agradecido al Gobierno de España el “acelerón” que se ha dado a este proyecto, para el que hay dos elementos fundamentales, como son la financiación y el coste de las energías.

Por lo que respecta a la financiación, ha señalado que lo que permite que se haya suscrito hoy este protocolo es la apertura, en el día de ayer, del fondo estatal de apoyo a la inversión productiva que facilitará el acompañamiento al proyecto, en el que también la Junta de Extremadura tendrá una aportación.

Por lo que respecta al ahorro económico en los costes energéticos, que también anima a las empresas a instalarse en Extremadura, ha destacado el hecho de que el Gobierno de España haya tomado una decisión que consiste en que las industrias no se instalen solo en un sitio con mano de obra procedente de otros lugares, sino que lo hagan allí donde hay capacidad para generar escenarios que permitan desarrollarse a las empresas.

En este sentido, y vinculado al proyecto de la azucarera, Fernández Vara ha anunciado una posible alianza de empresas con el objetivo de que se pueda instalar también una empresa de producción de energías limpias.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha destacado que con la firma de este protocolo se ponen las bases para que muy pronto la nueva planta esté en pie, que va a ser importante no solo por la creación de riqueza y empleo sino también porque incorpora elementos en el ciclo de vida del desarrollo industrial sobre la base de la economía circular.

En este sentido, ha subrayado que Extremadura va a ser pionera en dar una respuesta al cambio climático reduciendo emisiones, ya que al no depender de mercados exteriores para disponer del producto a transformar, se reducirá también la circulación de camiones.

Por su parte, el presidente de Ibérica Sugar Company SLU, Jamal Al Ghurair, ha manifestado que será necesaria una producción de entre 700.000 y 900.000 toneladas al año para que se pueda hablar de una “gigaplanta”, así como una superficie de cultivo de remolacha azucarera de entre 80.000 y 100.000 hectáreas.

En este sentido, Fernández Vara ha señalado que ya hay un acuerdo entre los promotores y las organizaciones profesionales agrarias en relación con la producción, si bien, en el caso de que no se alcanzara el número de hectáreas necesario, podrían participar también agricultores de Portugal o de otras comunidades limítrofes.

En el acto han intervenido, además, el alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, y el embajador de los Emiratos Árabes en España, Majid Hassan Mohamed Hassa. Han asistido también el consejero de Economía, Ciencia y Agenda Digital, Rafael España, y la delegada del Gobierno en Extremadura, Yolanda García Seco.

Tags: 

Sección: