Agronews Castilla y León

 

  • El retraso dificulta la transmisión y otros negocios jurídicos sobre las fincas de remplazo adjudicadas, lo que perjudica la disponibilidad de las mismas en el tráfico jurídico e, indirectamente, puede afectar al proceso de modernización de las explotaciones agrarias

Como consecuencia de la tramitación de varias quejas a lo largo de estos años, en las que se ponía de manifiesto el retraso en la entrega de los títulos de propiedad de las fincas resultantes de los procesos de concentración parcelaria a quienes, como propietarios de las tierras, habían participado en ellos, el Procurador del Común inició este año una Actuación de Oficio para conocer las causas de dicha demora y, en su caso, proponer posibles soluciones, dado que ese retraso se sabe que puede dificultar la disponibilidad de las fincas por parte de sus titulares, a los efectos de su eventual enajenación o cesión por cualquier instrumento jurídico o la constitución sobre las mismas de créditos hipotecarios o de otra naturaleza. Una situación que más allá de afectar, como se ha señalado, a la libre disposición de los bienes por parte de sus titulares, puede también repercutir negativamente en la necesaria modernización de las explotaciones agrarias, algo de particular interés en términos de generación de riqueza y de mantenimiento de la población en el medio rural de Castilla y León.   

Como parte de la actuación, en efecto, se pudo comprobar por la Defensoría que, en algunas zonas de concentración parcelaria, las entregas de los títulos de propiedad sobre las fincas de reemplazo sufren retrasos, a veces muy considerables, pese a que la Administración es consciente de ello y está trabajando para solucionar lo que también considera un problema.

En concreto, en las fechas en las que se llevó a cabo la Actuación de Oficio, se puso de manifiesto que todavía quedaban pendientes de realización diferentes trámites administrativos para completar el procedimiento en relación con 161 zonas, distribuidas en la mayor parte de las provincias de la Comunidad; en algunos casos, en zonas que se han beneficiado de importantes transformaciones de la actividad productiva agraria con la realización de obras de regadío.

En consecuencia, Tomás Quintana, como resultado de la Actuación de Oficio, formuló una Resolución dirigida a la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural para que analice las causas del retraso y, en su caso, de ser necesario, proceda al reforzamiento de los medios materiales y personales, tanto de los Servicios Territoriales de la Consejería radicados en las provincias que acumulen más retrasos en la elaboración de los títulos, como de la Dirección General de Desarrollo Rural, por ser este el órgano administrativo competente para revisar dichos títulos y, finalmente, aprobarlos, antes de ser entregados a los propietarios de las fincas de reemplazo. Con ello se facilitará a los titulares de las mismas ejercer sin ninguna limitación sus derechos de disposición sobre las fincas resultantes de los procesos de concentración parcelaria y, en su caso, planificar y ejecutar las inversiones que exija la modernización de las explotaciones agrarias.

Para más información: https://www.procuradordelcomun.org/resolucion/1614/demora-en-la-entrega-de-las-actas-de-reorganizacion-de-la-propiedad-de-las-fincas-de-reemplazo-resultantes-de-los-procesos-de-concentracion-parcelaria-en-castilla-y-leon/1/