Agronews Castilla y León

Un reciente estudio del ICEX presenta la situación del mercado de la carne de cordero, ovino y caprino en Hong Kong, a través del análisis de la oferta, la demanda, los precios y la distribución en el período 2014-2018. El informe hace especial hincapié en la posición de España como país exportador y en las cifras de la Unión Europea. A título de conclusión, se examinan las perspectivas del sector y oportunidades de negocio en los próximos años y, en base a estos datos, se plantean una serie de recomendaciones para mejorar la posición de España como proveedor de carne de ovino en Hong Kong.

Este informe parte de una premisa: la producción local de carne de ovino en este mercado es inexistente. Toda la carne de ovino consumida por los 7,3 millones de hongkoneses se importa del extranjero y en su mayoría, tal y como muestra el análisis de las importaciones, de países Australia, Nueva Zelanda, Reino Unido y China continental.

España exportó en 2018 carne ovina a Hong Kong por valor de 1,5 millones de euros, lo que equivale a un 1,45% del total de carne ovina importada por Hong Kong, un 50% menos que en 2017 y un 24% menos que en 2014. Las dos partidas que concentran casi el total de las exportaciones españolas son la carne de oveja congelada a trozos y los despojos ovinos congelados.

España fue en 2018 el tercer exportador de carne de ovino de la Unión Europea a Hong Kong, por detrás de Reino Unido e Irlanda, y el sexto exportador a nivel global. En cuanto al consumo de ovino en Hong Kong, tras caer en 2015 y crecer paulatinamente en 2016 y 2017, en el último año, tanto la carne de ovino refrigerada y congelada como los despojos congelados se han situado en la cifra de los 53 y 42 millones de euros importados cada uno.

Hong Kong no es un país en el que esté generalizado el consumo de carne de ovino. De hecho, el consumo per cápita de carne de cordero, ovino y caprino, excluyendo los despojos, equivale tan sólo a 1,5 kg anuales. El perfil de comprador habitual de carne de la especie ovina es un consumidor de ingresos medios-altos, que presta atención a la procedencia y calidad del producto.

Existe también un segmento medio-bajo. Una importante proporción de los consumidores de Hong Kong posee un poder adquisitivo limitado, por lo que parte de la demanda de ovino se centra principalmente en los cortes más baratos. El consumo per cápita de despojos de ovino en 2017 fue de 3,4 kg.

La distribución de ovino en Hong Kong está dominada por los minoristas especializados de alimentación, eminentemente por los supermercados. La carne de ovino también goza de cierta presencia en el canal HORECA, en restaurantes de cocina india, sichuanesa, barbacoas y kebabs.

En lo que respecta a la percepción de la carne de ovino española en Hong Kong, es importante tener en cuenta que no existe una imagen clara por parte del consumidor hongkonés. Los países de la Unión Europea que gozan en Hong Kong de mayor popularidad son Irlanda y Reino Unido,  de la mano de su Welsh lamb. Sin embargo, el reciente incremento de las importaciones de cordero procedente de España denota que la fama del producto español va en aumento.

Hong Kong es un puerto franco y por tanto las barreras de acceso al mercado son casi inexistentes: no hay IVA ni aranceles. No obstante, a la hora de importar carne, es necesario superar unos requisitos a la importación relacionados con la higiene y salubridad del producto.

En cuanto a las perspectivas del sector de la carne de ovino en Hong Kong, no se dispone de previsiones de crecimiento numéricas. Las estadísticas relativas a los primeros 9 meses de 2018 son positivas y muestran la continuación de la recuperación que se inició en 2017 tras la caída que experimentó el consumo de ovino en sus diversas categorías entre 2014 y 2016. Aunque las cifras del sector siguen siendo discretas, y muy alejadas de las de la carne de porcino y vacuno, el aumento progresivo en los últimos años en las cifras puede ser indicativo del aumento de la popularidad de la carne de ovino en Hong Kong.

Los sectores que mayores perspectivas de crecimiento presentan son el sector de carne ovina de gama alta, haciendo especial hincapié en el cordero ecológico y los cortes Premium, y por otro lado, el sector de gama baja, ya que las importaciones hongkonesas de despojos han registrado en los últimos años un crecimiento sostenido y continuado.

Tags: 

Sección: