Agronews Castilla y León

Tras analizar la cantidad de subproductos agrícolas que genera el olivar para producir energía, así como el impacto social, económico y ambiental que produce, el resultado obtenido es que el hueso de aceituna tratado y certificado (UNE164003:2014) es un biocombustible de unas características físico-químicas excelentes comparables con las de otros biocombustibles tradicionalmente usados. Gracias a las grasas que presenta (especialmente la proveniente de almazara), proporciona el más alto rendimiento calorífico como fuente de energía y un beneficioso impacto ambiental al ser un producto ecológico.

En España, con más de 2,7 millones de hectáreas de cultivo del olivar, se producen 6,2 millones de toneladas de aceituna por campaña que aportan 450.000 toneladas de hueso, de las que se comercializan 323.500 toneladas. Las restantes se consumen en las almazaras y extractoras como fuente de calor para sus procesos. Este subproducto del olivar ha emergido en los últimos tiempos como reclamo para la generación de energía eléctrica y biomasa térmica.

El hueso de aceituna genera energía para abastecer a más de 100.000 hogares españoles y se utiliza en el 78% de las instalaciones para generar energía térmica. En estos casos, el consumidor debe centrarse principalmente en los parámetros de calidad y obtener un hueso certificado (UNE 164003:2014, sello de calidad más exigente dentro del sector que asegura obtener la máxima calidad del producto en el mercado, según OCU) y tratado, que lo convierta en un combustible eficiente y de bajas emisiones, y no al contrario cuando se consume sin tratar. Así como adquirir el producto por canales de comercialización de fácil acceso y transporte certificado, para garantizar el consumo doméstico. Esto le ofrecerá al consumidor garantía, calidad y seguridad.

Del análisis realizado, se puede concluir que el modelo de uso de los subproductos de las agroindustrias del olivar constituye un ejemplo de utilización en cascada eficiente de los recursos del país. Estas características hacen del hueso de aceituna certificado un rival sin igual como fuente de combustible para calderas y estufas de calefacción.

Este aprovechamiento energético, supondría poder dar servicio a 85.000 calderas domésticas, con el consecuente ahorro para el país en compra de combustibles fósiles provenientes de importaciones. Capaz de generar una energía renovable de manera continua, para satisfacer distintos tipos de necesidades energéticas para múltiples sectores.

DESCARGAR ESTUDIO COMPLETO