Agronews Castilla y León
  • El CEFS lo constituyen 35 compañías, asociaciones y cooperativas azucareras de la UE y Suiza, así como nueve asociaciones nacionales, y en la actualidad representa a 88 fábricas azucareras, 25.000 trabajadores y 105.000 contratos remolacheros.

Azucarera ha reunido estos días al Comité Europeo de Fabricantes de Azúcar (CEFS) en diferentes enclaves zamoranos, entre ellos la localidad de Toro, para celebrar las jornadas de trabajo de su grupo de asuntos agrícolas. Esta organización internacional, sin ánimo de lucro, es el principal interlocutor del sector en Bruselas, reconocido como tal por las instituciones de la UE en 1953.

Su misión es promover, a través de sus actividades, la producción sostenible de azúcar de los productores europeos, el funcionamiento adecuado del mercado único europeo y el equilibrio justo de las relaciones comerciales a nivel mundial. En la actualidad, el CEFS lo constituyen 35 compañías y cooperativas azucareras de la Unión Europea y Suiza, así como nueve asociaciones nacionales, y representa a 88 fábricas azucareras, 25.000 trabajadores y 105.000 contratos remolacheros (campaña 2020/21).

Como industria anfitriona, Azucarera ha elegido la provincia de Zamora por su histórica vinculación a la remolacha, en la que cuenta, además de con una fábrica azucarera en la localidad de Toro, con la Planta de Especialidades Líquidas y el Centro de I+D de la compañía, así como con el Centro de Envasado de Benavente. El cultivo de la remolacha y la producción de azúcar constituyen un motor económico en la provincia, que cuenta con uno de los más elevados niveles de despoblación en Castilla y León y en España, de ahí su importancia y de poner en valor sus virtudes no solo agrícolas, sino también su riqueza cultural, turística y gastronómica.

Los representantes europeos pudieron conocer las instalaciones de la azucarera de Toro, que en estos momentos se encuentra en plena campaña remolachera, y de ver in situ el cultivo y unas instalaciones de riego solar en campos de remolacha, así como aprender de los últimos avances agronómicos realizados por la compañía y AIMCRA (Asociación para la Investigación y Mejora del Cultivo de la Remolacha).

La jornada contó también con la participación del Itacyl (Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León), encargado de presentar los resultados de un estudio sobre balance de carbono de la remolacha en rotación con otros cultivos que, elaborado de forma conjunta por Azucarera, la cooperativa ACOR y el propio Itacyl, confirma el potencial agronómico de este cultivo en dicho contexto de rotación.

En este encuentro también participó ACOR miembro, junto a Azucarera, de la Asociación General de Fabricantes de Azúcar de España (AGFAE).

Sección: 

Provincias: