Los colectivos anti-fracking de la provincia, la Asamblea contra el Fracking de Las Merindades y los sindicatos agrarios Asaja, COAG-UPA y UCCL han desconvocado la cadena humana prevista para el domingo, 5 de abril, entre el Crucero de Montija y Villasasnte de Montija, ante la negativa de la Subdelegación de Gobierno a conceder autorización a dicha acción de protesta. La decisión, inevitable, se toma después de haber intentado buscar una alternativa que se ajustase a las exigencias de la Subdelegación, y haber fallado en el intento.

Desde la organización recuerdan que comunicaron la convocatoria el pasado 13 de marzo, pero la Subdelegación no ha contestado hasta el lunes día 30. Les aseguran que la cadena humana no se puede llevar a cabo porque el domingo forma parte de la operación retorno de Semana Santa, y la actividad de rechazo contra el proyecto de extracción del permiso Angosto A se va a llevar a cabo en la N-629, una de las principales vías del norte de la provincia. Por ello, desde la propia Subdelegación les sugieren que cambien la cadena humana por una concentración.

Ni cadena ni concentración

De este modo, el colectivo ha presentado esta mañana otro escrito, informando de la realización de una concentración en el polígono de Villasante de Montija. Sin embargo, la Subdelegación tampoco la ha autorizado, en este caso debido a que la comunicación no se ha realizado en tiempo y forma, es decir, con 10 días de antelación. Por ese motivo, desde la organización muestran su “rechazo” al comportamiento de la Subdelegación, que ha tardado casi tres semanas en dar respuesta a su solicitud, para hacerlo en vísperas de Semana Santa y sin ofrecer margen de maniobra para preparar alternativas.

“Una vez más pensamos que a la Subdelegación del Gobierno le preocupa más los intereses de las multinacionales que el rechazo de la población a la denominada fractura hidráulica”, insisten a través de un comunicado.

www.burgosconecta.es

Sección: 

Provincias: