• A través del cuestionario creado por la iniciativa en colaboración con apicultores, los consumidores ya podrán elegir criterios como origen de la miel, precio, variedades, remuneración al apicultor o sistema de apicultura, entre otros.

¿Quién es el jefe? La marca de los consumidores, cuyo reto es crear colectivamente productos de alimentación que garanticen su transparencia y un sueldo justo a sus productores, ha lanzado un cuestionario para crear colectivamente su 5º producto: la miel.

Según el Parlamento Europeo, la miel es uno de los productos más adulterados y con menor transparencia sobre su origen y transformación (el 20% de la miel que se importa a la UE está adulterada). Aunque España produce bastante miel de calidad, el 85% de la que consumimos proviene de terceros países.

Debido a esta falta de transparencia sobre el origen y calidad de la miel, así como a los problemas que atraviesan muchos de los apicultores en España, los consumidores de la iniciativa ¿Quién es el jefe? nos invitan a informarnos y a participar en la votación de diez criterios de importancia en la producción y envasado de la miel a través de un cuestionario online disponible en https://lamarcadelosconsumidores.es/productos/miel/

El cuestionario permite decidir sobre cuestiones como: Origen de la miel, sistema de apicultura, remuneración del apicultor, variedades de la miel, tratamiento y textura de la miel, aspecto, tipo de envase y apoyo a un fondo de preservación de las abejas y la apicultura

Ana Estrada, coordinadora de la iniciativa en España: “La miel es un producto extraordinario con un valor inigualable para el desarrollo rural, el mantenimiento de la biodiversidad y la existencia misma de la agricultura. España cuenta con una de las producciones de miel más cualitativas de Europa y del mundo: miles de pequeños apicultores en España protegen la biodiversidad de sus territorios gracias a la polinización de sus abejas, al tiempo que producen un producto de una calidad y propiedades inigualables. Desgraciadamente, la mayoría de esta miel que producimos aquí se va al extranjero (28.000 T) y en su lugar nos llega una miel más barata, pero de la que sabemos poco sobre su origen o procesado”.

Con este cuestionario, continua Ana Estrada, “los consumidores tendemos la mano a los apicultores para crear juntos un producto que garantice la total transparencia sobre su origen, su proceso de producción y calidad y que, al mismo tiempo sirva para informarnos, apoyar el trabajo de los apicultores a través de una remuneración justa y tener la oportunidad de apoyar económicamente la protección de las abejas y sus ecosistemas, fundamentales para nuestro futuro”.

Óscar Gato, apicultor de Valladolid: “El mundo de la miel es un mundo muy olvidado, y las personas tienen muy poca información, tenemos que ser los propios apicultores a través de nuestras redes sociales los que tenemos que divulgar e informar a nuestros clientes. Además, la legislación es un poco ambigua y no protege al apicultor, protege a los envasadores. Este cuestionario es una herramienta muy útil para hacer llegar la información a los consumidores y que sean éstos los que decidan y nos ayuden a protegernos de las malas prácticas en el sector, como la entrada de miel de baja calidad de otros países o el dumping, donde los productores venden la miel por debajo de su precio”.

Alberto Martín apicultor de Toledo: “Creemos que es una gran ayuda para pequeñas empresas como la nuestra, no solo para poder llegar a más consumidores que nos conozcan, sino para poder tener un volumen de negocio que nos permita bajar costes generales y mantener una rentabilidad media aceptable con la que poder planificar al menos a corto plazo.  Vivir de la apicultura, agricultura o la ganadería ahora mismo parece un sueño, con todos los costes disparados, pero si los consumidores nos ayudáis a crear un producto de calidad que se distribuya en grandes superficies facilitando que llegue a mucha más gente, es un balón de oxígeno muy importante y una motivación enorme para poder seguir creyendo en estos proyectos”.

Según los resultados de la votación que se recogerán a finales de agosto, se producirá la miel con las características elegidas por apicultores españoles y se distribuirá en los principales supermercados del territorio nacional.

Sección: