Declarara “de utilidad pública y urgente ejecución” la concentración parcelaria de la zona regable del Bajo Carrión, en Palencia

Agronews Castilla y León

8 de febrero de 2024

IMG 20200527 WA0005

La Junta de Castilla y León declarara “de utilidad pública y urgente ejecución” la concentración parcelaria del Bajo Carrión (Palencia).

Este proyecto, aprobado en el Consejo de Gobierno del 8 de febrero de 2024, se presenta como una estrategia clave para la modernización y mejora de la eficiencia en el sector agrícola de la región.

Inversión y Beneficios Directos

Con una inversión total prevista de casi 100,2 millones de euros, el proyecto se divide en dos fases principales: la concentración parcelaria y la modernización del regadío. La Junta de Castilla y León se compromete con una inversión directa de 40,6 millones de euros, destacando el esfuerzo conjunto con la Sociedad Estatal de Infraestructuras Agrarias (SEIASA), que aportará 59,6 millones de euros para las obras de regadío.

La concentración parcelaria afectará a una superficie de 7.500,94 hectáreas y beneficiará directamente a 782 propietarios. Esta iniciativa no solo busca incrementar la superficie media de las fincas de 2,08 a 5,73 hectáreas, sino también facilitar una gestión más eficiente y sostenible del terreno agrícola.

Objetivos y Alcance del Proyecto

El objetivo de la concentración parcelaria y la modernización del regadío en el Bajo Carrión va más allá de la simple reorganización territorial. Se pretende mejorar significativamente la infraestructura existente, incluyendo la red de caminos, la limpieza de desagües, y la instalación de pasos, caños y salvacunetas. Estas mejoras son esenciales para aumentar la productividad agrícola, optimizar el uso del agua y, en última instancia, contribuir al desarrollo rural sostenible.

Las actuaciones se centrarán en cultivos predominantes de la zona, como el trigo, la alfalfa, el maíz, el girasol, la cebada o la avena, además de apoyar al censo de ovino, avícola y vacuno. Con ello, se espera no solo incrementar la producción sino también mejorar la calidad de los productos agrícolas y ganaderos de la región.

concentracion

Impacto y Futuro de la concentración parcelaria

El proyecto de concentración parcelaria y modernización del regadío del Bajo Carrión es un ejemplo claro del compromiso de la Junta de Castilla y León con el desarrollo rural y la sostenibilidad ambiental. Al optimizar los recursos hídricos y agrícolas, se contribuye a la lucha contra el cambio climático y se promueve una economía rural más resiliente y competitiva.

Además, este proyecto se enmarca dentro de un objetivo más amplio de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural: alcanzar las 30.000 hectáreas de regadíos nuevos o modernizados durante la legislatura. Hasta la fecha, se han alcanzado las 14.146 hectáreas, demostrando un avance significativo hacia la meta propuesta.

La concentración parcelaria y la modernización del regadío en el Bajo Carrión representan un hito importante para la agricultura y ganadería de Castilla y León. Este proyecto no solo mejorará la calidad de vida de los agricultores y ganaderos afectados, sino que también sentará las bases para un futuro más sostenible y productivo en la región.

La inversión de 40,6 millones de euros por parte de la Junta de Castilla y León en este proyecto es una clara señal del compromiso con el desarrollo rural y la sostenibilidad ambiental. Es un paso adelante hacia la modernización de la agricultura en Castilla y León, asegurando su competitividad y viabilidad a largo plazo.



Share This