José Ignacio Falces Yoldi - Agronews CyL

El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, ha participado hoy, 12 de diciembre, en la Asamblea General de la Asociación Regional de Productores de Vacuno de Carne de Castilla y León (Asoprovac) celebrada en La Lastrilla, Segovia.

Frente a los socios de esta agrupación, que cuenta en la región con más de 500 socios que aglutinan 1,3 millones de cabezas de vacuno que representan el 85% del bovino regional, Carnero quiso poner en valor que Castilla y León cuenta con la mejor sanidad de España en este sector.

Brucelosis y tuberculosis bovina

Tras la reciente publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea de la declaración de León como libre de brucelosis bovina, esta provincia se une al estatus ya logrado en Burgos, Soria, Valladolid y Zamora.

Pero además, en las provincias de Burgos, León, Palencia, Segovia, Valladolid y Zamora, de acuerdo al Programa Nacional de Erradicación de tuberculosis bovina, se puede aplicar el protocolo de flexibilización en todas aquellas unidades veterinarias con prevalencia menor del 1%.

Esto se traduce en la práctica en que las explotaciones ganaderas que ostenten la máxima calificación sanitaria ante la detección de animales positivos de tuberculosis en un bajo número a la prueba de diagnóstico oficial (hasta un máximo de ocho cabezas positivas dependiendo del censo de la explotación) no se apliquen restricciones al movimiento de terneros hasta que no se produzca el aislamiento microbiológico de la enfermedad. Así, se ha podido aplicar en estas provincias el protocolo de flexibilización, ampliamente demandado por los ganaderos, que, de este modo, tienen mayor posibilidad de acceso a todos los cebaderos nacionales.

Favorable evolución del estatus sanitario

La evolución del estatus sanitario de la ganadería bovina en Castilla y León es muy positiva, ha señalado Carnero en su intervención ante los medios de comunicación presentes en la asamblea de ASOPROVAC. En tuberculosis bovina se ha pasado prácticamente en diez años de tener pruebas positivas a la enfermedad en el 4,16% de las explotaciones a tener solo el 1,43%. Únicamente Ávila, Salamanca y Soria tiene una situación superior al 1%, entre el 1,8% y el 2,5%.

Este estatus sanitario, fruto del trabajo de los ganaderos y los servicios veterinarios oficiales, permite que el 98,6% de las explotaciones de vacuno puedan mover libremente sus animales dentro y fuera de la Comunidad Autónoma y exportar, no sólo en el entorno europeo, sino también a países fuera de la UE.

Retos

El Consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural ha señalado que el sector a pesar de esos buenos datos debe seguir evolucionando y mejorando la trazabilidad de la carne de vacuno, como un paso más en la mejora de la seguridad alimentaria; se debe avanzar más en el bienestar animal, progresar en el estatus sanitario y seguir apostando por la investigación a través de diversos proyectos impulsados por el ITACyL como el que se está llevando a cabo por ASOPROVAC en este momento para tratar de mejorar la fertilidad de las vacas de Castilla y León.

Por último, Carnero quiso animar a los consumidores castellanoleonenses a consumir productos de la región.

Sección: