José Ignacio Falces Yoldi - Agronews CyL

Varias parcelas de patata en la localidad vallisoletana de Villamarciel han sido las empleadas por la Interprofesional y la propia Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de la Junta de Castilla y León para presentar a varios representantes de la Distribución la calidad de la patata de Castilla y León.

Jesús Julio Carnero, máximo responsable de la agricultura y la ganadería castellanoleonesa, ha querido valorar los pasos que está dando el sector, primero dotándose de una Interprofesional, “creando un instrumento en el que buscar puntos de encuentro en caso de desavenencias y desde donde dar pasos para que evolucione en sector”, y, en segundo lugar, trabajando en la creación de una marca de calidad para la “Patata de Castilla y León”, algo en el que ya lleva tiempo trabajando el Instituto Tecnológico Agrario.

“Con esta jornada pretendemos hacer una llamada a la distribución, para que continúe ofertando a los consumidores de Castilla y León y que lo haga cada vez más meses en los lineales. Apostando por un producto que ofrece una sanidad y una calidad culinaria excelente”, concluye Carnero.

Por su parte, Yolanda Medina, presidenta de la Interprofesional de la Patata de Castilla y León, ha querido destacar que “nuestra región es la primera en superficie y producción, lo es por la calidad que ofrece a la industria, a la distribución y, finalmente, al consumidor, al que pedimos que busque y escoja en los lineales la patata de Castilla y León”

 

Análisis de campaña

El periodo actual de comercialización de patatas viene marcado por la anómala campaña anterior, en la que se sufrieron los efectos de la cuarentena impuesta por la declaración de pandemia del Covid-19.

En cuanto a la superficie, en Castilla y León este año se han sembrado 17.256 hectáreas, un 6% menos que en el año pasado (18.372 hectáreas). La disminución ha venido marcada por los resultados negativos de la campaña anterior que han obligado a determinadas asociaciones de productores a recomendar reducir la superficie de siembra en el presente año. Teniendo en cuenta, además, que el pasado año hubo un exceso de producción en el conjunto de Europa, y eso produjo que las principales organizaciones europeas del sector reclamasen una reducción de siembra de cara al actual ejercicio.  

Sección: