Agronews Castilla y León

Han pasado ya un buen puñado de años desde que Eduardo Campelo fundaba, en 1967, una empresa dedicada a la comercialización de castaña que luego incluyó tanto nueces como ajos y que hoy se encuentra en plena evolución hacia la industria 4.0 con productos tan innovadores como  una castaña glacé sometida a un nuevo proceso de conservación que está inlucído en el proyecto europeo REiNOVA gracias al apoyo tanto del Instituto Tecnológico Agraria de Castilla y León como de la propia agrupación de la industria agroalimentaria castellanoleonesa, VITARTIS.

Esta empresa que mantiene su centro de operaciones principal en la localidad berciana de Villafranca, “y así seguirá mientras podamos, siempre poniendo en valor la calidad de los productos locales y buscando que la riqueza que se genera se quede en la tierra”, asegura a AgroNews, Miguel Campelo, CEO de la empresa, ha realizado continuas inversiones que han tenido su punto más álgido con la apertura de las nuevas instalaciones, en el ya comentado municipio, en 2016, contando con más de 16.000 metros cuadrados que facilitan el almacenamiento y el transformación de los distintos productos con los que trabajan, especialmente castaña, nueces y ajos.

“Arrancó mi padre con la castaña y luego le pidieron ajo, apostando por ese producto, sin olvidar las nueces”, afirma Campelo. “Él compraba castaña de los alrededores, poniendo el valor la calidad del producto autóctono, en este sentido es bueno recordar que en la actualidad cuanta con una marca de garantía que lo ampara, y nosotros seguimos comprando a muchos de esos productores aunque hemos tenido que ampliar nuestros suministro para satisfacer un mercado muy amplio que va desde la castaña para plaza que se puede ver en muchas tiendas o supermercados a la que se destina a la industria, con presentaciones tan novedosas y atractivas como la deshidratada o la congelada”

“Compramos el 70 – 80% de la castaña en El Bierzo, pero el mercado nos demanda producto desde el 1 de octubre a finales de febrero lo que nos obliga a buscar castañas en otras zonas como Málaga, Portugal, Huelva…” concluye Campelo

Por lo que se refiere a la nuez, desde esta empresa berciana aseguran que sólo en los últimos 25 años se ha empezado a producir en España de forma profesional este fruto seco y es ahora cuando las plantaciones que se han ido realizando están dando unos resultados de calidad por lo que es más sencillo comprar aquí la materia prima, ya que buena parte de ella llega desde cooperativas francesas.

En cuanto al ajo, el 70% de los productos que adquiere Industrias Campelo proceden de Castilla y León especialmente de zonas de Valladolid, Zamora o Segovia, “sobre todo las variedades spring o blancas”, mientras que se recurre a Castilla La Mancha para el ajo morado o negro.

EL FUTURO

Campelo apuesta de una forma clara por la denominada “industria 4.0”, apoyando todas las iniciativas que este sentido desarrolla VITARTIS, “Asociación sin cuyo trabajo y apoyo, sería muy complicados para empresas como la nuestra implementar la i4.0” destaca el CEO.

“Esta nueva industria no sólo se basa en la aplicación de las nuevas tecnologías, de las que evidentemente nos tenemos que aprovechar para mejorar nuestros resultados. La clave de esta industria está en la opinión del consumidor final que es el que nos marca lo que quiere y es al que tenemos que satisfacer”, asevera Miguel Campelo a AgroNews. “Se acabó la guerra en la cadena alimentaria, antes la relación nuestra con la distribución se podría resumir en un tira y afloja con el precio, ahora eso ha cambiado y es el consumidor final el que gobierno la cadena, es él que dirige el mercado, nos traslada opiniones y nosotros se las tenemos que hacer llegar al productor para que nos ofrezca lo que el consumidor final reclama. El consumidor final puede contactar, en cualquier momento, con nosotros y es el que nos dice lo que le gusta y lo que no, lo que va a comprar o lo que va a dejar en las estanterías de la tienda o el supermercado. Todo va mucho más deprisa, antes los planes estratégicos se hacían a 10  ahora ya es a 3, esto nos avoca a la colaboración con nuestros otrora enemigos – la antigua competencia y a la cooperación transversal con otras empresas de la i4.0 , ya que sin colaboraciones no nos podremos adaptar a los cambios”, concluye Campelo.

Tags: 

Provincias: