Imagen de Ángel Cuaresma
Publicado por Ángel Cuaresma

El escrache, uno más, sufrido por la presidenta de la Comunidad de Madrid en la Universidad Complutense y el espectáculo que rodeó al acto de nombramiento de ‘Alumnos Ilustres’ son sólo algunos síntomas de la enfermedad que padece, desde hace años, la mencionada institución académica. Es un mal que no tendría que ser especialmente grave ni de difícil combate pero me da que ya cursa como crónico y va camino del desahucio del paciente.

Páginas

Suscribirse a RSS - blogs