Agronews Castilla y León

El valor de la carne fresca de conejo consumida en los hogares españoles durante el año 2019 registró un incremento del 1%, hasta alcanzar los 273,3 millones de euros en total, según los datos publicados por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), en el Panel de Consumo.

Esta publicación del MAPA, que tiene ya tres décadas de antigüedad, recoge también que el consumo total de carne de conejo fresca en los hogares ascendió a 41,7 millones de kilos en toda España, un volumen que comparado con el del año precedente resulta un 5,7% menor.

De acuerdo con el Panel de Consumo, en el año 2019 se consumieron 0,91 kilos de carne de conejo por persona dentro del hogar y el gasto por persona en promedio es de 5,92 € al año. El Ministerio no dispone de datos sobre el consumo per cápita de carnes fuera del hogar (canal HORECA, instituciones, etc.).

El año se cerró con un precio medio al consumidor de 6,54 €/kg, según datos del MAPA, lo que supone una subida del 7% con relación al año anterior. Este incremento, según el Panel del Ministerio, se aprecia en todos los canales de distribución y con incrementos porcentuales considerables. En este sentido, el aumento de precio más alto se registró en los hipermercados (12,1%) con 6,71 €/kg. La tienda tradicional es el canal con el precio menos competitivo de 7,01 €/kg, un 7,2% por encima de la media nacional. Por el contrario, la tienda descuento es el canal con el precio medio más bajo 5,91€/kg, siendo 0,63 € más bajo que el del mercado

El supermercado es canal dinámico más común para la compra de este tipo de carne, con una cuota de 47,2% del volumen de compras, a pesar de presentar una evolución negativa de julio 2020,  5,02% con relación al año anterior. Seguido en porcentaje por volumen, con un 21,4% está la tienda tradicional, que al igual que todos los canales decrece su participación. El único canal que gana volumen es el e-commerce, lo hace fuertemente en un 44,1%, a pesar de que la proporción del volumen es del 0,87 % dentro de resto de canales.

El perfil de hogar consumidor de carne de conejo se corresponde con una tipología de hogar formada por retirados, parejas adultas sin hijos y parejas con hijos mayores, de edad adulta que superan los 50 años y tienen un componente socioeconómico de clase media baja y baja.

Las comunidades autónomas con un perfil más intensivo en el consumo de la carne de conejo son: Aragón, Galicia, Cataluña y La Rioja entre otras. Las áreas geográficas con un consumo menos destacado de carne fresca de conejo son Andalucía, Cantabria, Canarias, al igual que Extremadura y Principado de Asturias.

Son los retirados seguidos de las parejas adultas sin hijos y adultos independientes quienes mayor consumo per cápita hacen de este tipo de carne fresca. En concreto, los primeros sobrepasan el doble de la cantidad que se consume de media nacional. Al contrario, aparecen las parejas con hijos pequeños que apenas alcanzan los 0,30 kilogramos por persona y año, una cantidad lejana de los 0,91 kilos de media.

Sección: