Agronews Castilla y León

 

  • El gerente y portavoz de ASAJA-Jaén, Luis Carlos Valero, pone como ejemplo la recolección de la aceituna, cuando pese a que se precisa gente y son muchos los parados adscritos a la Seguridad Social en el régimen agrario, la cifra no baja     porque realmente no son trabajadores del campo

Como una medida más voluntariosa que efectiva. Así califica el gerente y portavoz de ASAJA-Jaén, Luis Carlos Valero, el Real Decreto-Ley aprobado ayer por el Consejo de Ministros por el que se aprobaron medidas urgentes de carácter temporal en materia de empleo agrario. De hecho, y pese a que subraya que habrá que esperar al desarrollo del decreto, apunta a que hay épocas de recolección como la campaña de la aceituna, cuando se precisa gran cantidad de mano de obra y, sin embargo, las cifras de paro no bajan porque, explica, hay muchas personas inscritas en el régimen agrario, al que compara con un pequeño cajón desastre, puesto que realmente no se trata de trabajadores del campo.

El Consejo de Ministros aprobó ayer un Real Decreto-Ley por el que se aprueban medidas urgentes de carácter temporal en materia de empleo agrario, que según explicó el ministro, Luis Planas, permitirán garantizar la disponibilidad de mano de obra para hacer frente a las necesidades de agricultores y ganaderos.

“Desde ASAJA-Jaén entendemos que la medida que hoy publica el BOE para que podamos tener trabajadores para las temporadas de cosecha es más voluntarista que efectiva”, explica el gerente y portavoz de ASAJA-Jaén, Luis Carlos Valero. Además, recuerda que ya se hacía lo de tener que solicitar trabajadores al INEM, y pese a que considera a que habrá que ver la efectividad del decreto conforme se vaya desarrollando, pone como ejemplo lo que ocurre durante la campaña de la aceituna, cuando la provincia precisa más mano de obra: “Si no se distingue lo que es un trabajador agrario, que sepa y conozca la agricultura y lo que son las faenas en el campo, es poco probable que dentro de los miles que hay registrados tanto en el INEM como en la Seguridad Social Agraria -que siempre ha sido un pequeño cajón desastre para que tuviesen cobertura de seguridad social muchísima gente de los pueblos y ciudades, dados de alta en ese régimen pero que luego realmente no ejercen ese trabajo-, no será realmente efectiva. A no ser que se pusiera en marcha alguna fórmula para que realmente tengan que desarrollar esa labor cuando se les requiera para no perder la prestación estipulada en el régimen al que están adscritos”.

     En la provincia, las próximas campañas de recolección serán las de la cereza en Torres y Castillo de Locubín, y las de las frutas de primavera en las Vegas del Guadalquivir y del Guadalimar. Por el momento, desde ASAJA-Jaén no tenemos constancia de que se haya requerido mano de obra para trabajar en ellas.  

Tags: 

Sección: