Agronews Castilla y León

La Asociación Española de Fabricantes-Exportadores de Maquinaria Agrícola y sus Componentes, Invernaderos, Protección de Cultivos, Sistemas de Riego, Equipamiento Ganadero, Salud y Nutrición Animal, Maquinaria Forestal, de Biomasa y de Poscosecha (AGRAGEX) visitará en misión comercial, del 26 de octubre al 1 de noviembre, los países de Catar e Irán.

Hasta allí le acompañarán cuatro empresas españolas asociadas: Silos Córdoba, especializada en silos y soluciones integrales para la conservación y almacenamiento del grano; RKD, fabricante de sistemas de riego para grandes superficies; Sotrafa, productores de plásticos para uso agrícola y ganadero; y Rafia Industrial, el mayor transformador español de films plásticos de polietileno.

Representantes de estas compañías mantendrán entrevistas con empresas locales a las que darán a conocer su oferta de maquinaria y componentes con el objetivo de estrechar los lazos comerciales con ambos países. La expedición aterrizará el sábado 26 en Doha, donde celebrará reuniones hasta el martes 29, cuando volará rumbo a Teherán. Permanecerá en Irán hasta el viernes 1 de noviembre, fecha de regreso a España.

“La misión comercial a Catar e Irán surge, en mi opinión, en uno de los momentos más necesarios. En el caso de Catar, después del bloqueo político que ha sufrido, el país ha decidido invertir mucho en agricultura para no depender mayoritariamente del exterior, y ahí es donde llegamos las empresas españolas para poder cubrir esas necesidades”, señala el jefe de ventas de Silos Córdoba para el área de África Subsahariana y Oriente Medio, Nouh Badih. “En el caso de Irán, teniendo en cuenta que es unos de los países más poblados de la zona, posee un gran potencial y posibilidades infinitas para la empresa española. Es verdad que ahora va a ser complicado poder hacer negocios, pero hay que estar en el mercado con tiempo para que cuando las fórmulas necesarias para poder hacer negocios con Irán estén disponibles, estemos ya preparados y conocedores del mercado”.

Dos economías de gran interés para las empresas españolas

La iraní es la segunda mayor economía de Oriente Medio y el norte de África. Se trata de uno de los países más interesantes del golfo Pérsico debido al tamaño de su mercado y a las características del mismo, ya que cuenta con 80 millones de habitantes, una enorme riqueza energética y grandes perspectivas de crecimiento.

“La República Islámica de Irán es un país con el cual España ha mantenido relaciones comerciales de manera estable desde 40 años a pesar de todas las presiones políticas soportadas. Un país hospitalario, generoso y buen anfitrión que ha sido un buen mercado para la maquinaria y los equipos agropecuarios españoles”, señala el director general de Agragex, Jaime Hernani. “En los últimos años, la situación se ha hecho muy difícil por la presión política para no dejarle acceder al sistema financiero internacional con el objetivo de ahogarle económicamente. De hecho, las exportaciones españolas de enero a julio al mercado iraní han descendido un 60% respecto al mismo periodo del 2018”.

Lo cierto es que la agricultura es uno de los principales sectores de la economía de Irán, ya que contribuye alrededor del 12% a su PIB y emplea a casi un tercio de la población. Es importante la producción ganadera (ovejas, cabras, vacas, búfalos y camellos), donde destaca una industria avícola que ha crecido considerablemente en la última década y actualmente es uno de los subsectores más importantes.

Aproximadamente el 30% de la superficie total de Irán es adecuada para la agricultura, pero solo alrededor del 10% se cultiva. Esto implica una escasez de tierra para la producción de piensos y, por lo tanto, hace que Irán sea altamente dependiente de la importación de estos productos.

Pese a todas las dificultades, Agragex volverá a Irán “porque seguimos creyendo en el mercado y porque estamos seguros de que alguien les suministrará, si no somos nosotros”, apunta Hernani, que considera que se trata de “un mercado muy importante, lleno de posibilidades y en el cual se aprecia mucho el producto ‘made in Spain’. Por ello, nunca lo hemos dejado de lado y creemos firmemente en las buenas relaciones entre nuestras empresas y las empresas locales”.

En cuanto a Catar, su interés para los socios de AGRAGEX viene dado fundamentalmente por el papel del comercio en el país, a pesar del papel testimonial de la agricultura en su PIB (solo aporta el 0’2% de su valor).

Desde la Asociación confían en que en los próximos años el sector agrícola y ganadero se convierta en uno de los principales ejes de su economía, crecimiento que se verá favorecido por la apuesta del gobierno catarí por las pequeñas y medianas empresas.

Sección: