El Consejo de Gobierno aprobó hoy una inversión de 8,57 millones de euros para la realización de obras de infraestructura rural de las zonas de concentración parcelaria del Páramo Bajo, sector III de riego en León, y de Lantadilla II en Palencia. Estas actuaciones facilitarán la actividad diaria de los 1.403 agricultores y ganaderos de esas zonas y aumentar la superficie por parcela, lo que repercutirá en un incremento de la productividad de las explotaciones.

En concreto, la Junta destinará seis millones para dotar de la infraestructura adecuada a la nueva estructura de propiedad generada por la concentración parcelaria en la zona del Páramo Bajo, sector II de riego en León. Las obras que se van a realizar son la construcción o adecuación de una red de caminos y sendas de 175.766,41 metros, una red de desagües de 114.003,27 metros, así como la eliminación de accidentes artificiales y la restauración del medio natural.

La superficie concentrada en este sector del Páramo Bajo es de 4.227,63 hectáreas situadas en los términos leoneses de Valdefuentes del Páramo, Laguna de Dalga, Roperuelos del Páramo, Cebrones, Zotes y Reguerras de Arriba. El número de propietarios resultantes de esta concentración parcelaria es de 938 que poseen 1.331 parcelas. La concentración parcelaria de esta zona permitirá incrementar la superficie media de las explotaciones al pasar de 0,90 hectáreas a 2,64 hectáreas, un incremento del 300 por ciento.

Además, dio luz verde a una partida de 2,57millon es para las obras de infraestructura rural de la zona de concentración parcelaria de Lantadilla II en Palencia. Las obras, que se realizarán en un plazo de 12 meses desde la adjudicación del contrato, tendrán como objeto desarrollar la red de caminos y sendas de 80.682 metros, la de desagües, de 50.746 metros, la eliminación de las acequias de riego y la restauración del medio natural.

La concentración parcelaria del municipio palentino de Lantadilla afecta a una superficie total de 2.599 hectáreas que se han delimitado en 1.077 parcelas que pertenecen a 465 propietarios. La superficie media de las explotaciones de esta zona, por la concentración parcelaria, se ha duplicado, al pasar de 1,04 hectáreas de media a 2,41 hectáreas cada parcela, lo que supone un aumento del 232 por ciento.

Ambas actuaciones se encuentran incluidas en las medidas denominadas de ‘Mejora y Desarrollo de infraestructuras Agrícolas y Forestales’ del ‘Programa de Desarrollo Rural de Castilla y León 2007-2013’ cofinanciado entre la Junta de Castilla y León, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y por los fondos europeos (FEADER).

Las actuaciones en concentraciones parcelarias se realizan como complemento a las inversiones en modernización de regadíos de la zona. En concreto, en el Páramo Bajo, sector III de riego en León, se van a invertir 29 millones de euros y en Lantadilla cuatro millones de euros en la modernización del riego.