Agronews Castilla y León

Recientemente, AgroNews ha podido tener acceso al Resumen del "Estudio Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento." del que son autores Carles Soler y Fernando Fernández, coordinando el informe la Fundación Mundubat y Revista Soberania Alimentaria y contando con  la colaboración de la Coordinadoras Europea de la Via Campesina, Hands on the Land y las Organizaciones Agrarias: COAG, EHNE-Bizkaia y SOC (Sindicato de Obreros del Campo) SLG (Sindicato Labrego Galego)

Especialmente interesante es el apartado en el que se hace referencia a la titularidad femenina de las explotaciones agrarias.  Aquí los autores señalan como, en el momento de analizar la estructura de las tierras y relacionarla con el género de sus titulares, se han encontrado con  una primera dificultad de acceso a la información. Así destacan que "si bien es posible distinguir la titularidad de hombres y mujeres en función del tamaño de las propiedades, a partir de las diferentes fuentes estadísticas y censo existentes no es posible relacionar la vocación productiva. Cuando la titularidad de las tierras es de personas físicas no se diferencia entre hombres y mujeres con respecto a la vocación productiva y tipos de cultivos que realizan; así pues, algunas preguntas importantes quedan sin respuesta; como, por ejemplo, qué tipos de producción tienen fundamentalmente ellas, y si se diferencian de aquellos que cultivan los hombres, o si las unidades productivas de las mujeres son másdiversificadas que las de los hombres.

A pesar de las dificultades, Soler y Fernández han obtenido ciertas conclusiones. Los datos de la Encuesta de población Activa (EPA) demuestran que la agricultura continúa siendo una profesión mayoritariamente masculina, en la que
únicamente trabaja un 25 % de mujeres. El 82 % de ellas ayuda en las explotaciones agrarias, pero el 59 % no paga ninguna cotización social por el desempeño de una actividad económica. Esto hace que su aportación sea considerada «invisible», aseguran.

"Si nos centramos en la titularidad de la tierra a nivel estatal, vemos que las mujeres tan solo son propietarias del 23,02 % de la tierra agraria útil. Este porcentaje varia sensiblemente entre comunidades autónomas; mientras que en Galicia las mujeres poseen el 47,01 % de la tierra, en La Rioja tan solo son titulares el 14,10 % y en Aragón el 16,1 %. Otro dato relevante es que el 58,8 % de las explotaciones propiedad de las mujeres tienen una superficie menor de 5 ha. Este porcentaje alcanza el 82 % en el caso de la Comunitat Valenciana."

"En estas explotaciones pequeñas, continúan los autores es donde destaca la presencia de mujeres titulares: un 25 % de las mujeres titulares lo son de explotaciones de menos de 2 ha, y casi un 60 % de explotaciones con titulares femeninas tienen dimensiones menores a las 5 ha. En el otro extremo, en los terrenos con más de 50 ha, las mujeres titulares apenas representan el 5 % del total.

Los datos y cifras recogidas en el estudio muestran como sólo el 30,53 % de las explotaciones son propiedad de mujeres; porcentaje que disminuye sensiblemente a medida que las explotaciones tienen mayor superficie. En aquellas menores de 5 ha, las mujeres propietarias suponen un 33 % mientras que en las mayores de 500 ha tan solo suponen el 22,4 %. Estos porcentajes, que son a nivel estatal, varían según los diferentesterritorios.

"Si atendemos a la distribución de la tierra por género, la inequidad es evidente pues sólo el 30,5% de las explotaciones está en manos de mujeres y este porcentaje disminuye sensiblemente a medida que aumenta la superficie: un 33% en las fincas menores de 5 ha, y un 22,4 en las mayores de 500 ha. De hecho, si miramos sólo a las fincas menores de 5 ha veremos como ahí la propiedad de la tierra pertenece en un 60% a las mujeres. La superficie media de las tierras bajo propiedad de mujeres es de 16,1 ha, mientras que en el caso de hombres es de 23,6 ha.

Sección: 

Suscríbete a nuestras novedades