Agronews Castilla y León

La Asociación Agraria Jóvenes Agricultores (ASAJA) de Ávila ha organizado una jornada en la localidad de Arévalo, zona remolachera por excelencia en la provincia de Ávila con motivo del fin de las cuotas de la remolacha.

Recuerdan desde la Organización Agraria que el pasado verano finalizó el régimen de cuotas en la Unión Europea; y es que se ha liberalizado, no hay un cupo para poder producir remolacha. Se abre por tanto un nuevo escenario para el cultivador de remolacha, y por ello desde Asaja Ávila se ha invitado a ponentes de máximo nivel como el jefe del departamento de transferencia tecnológica de la Asociación de Investigación para la Mejora del Cultivo de la Remolacha Azucarera AIMCRA, José Manuel Omaña; el director general de la Sociedad Cooperativa General Agropecuaria ACOR, José María Zarandieta; y la directora del área agrícola de AZUCARERA Iberia, Salomé Santos.

Según el presidente de ASAJA Ávila, Joaquín Antonio Pino lo que se pretende con estas ponencias es explicar el escenario al remolachero y que sepan cómo mejorar la producción del cultivo y por ende la rentabilidad, ahorrando costes.

En palabras del presidente provincial se trata de “una jornada importante, y que le permite cumplir al agricultor con los requisitos que exige la Junta de castilla y león de formación. De cara a poder recibir la ayuda agroambiental del programa de desarrollo rural de la remolacha azucarera en Castilla y León. “

En la provincia hay 300 cultivadores de remolacha que cultivan 2000 hectáreas en la zona norte de la provincia, con una producción de 200 mil toneladas en el año 2017.

Es sin duda, según apostilla Joaquin Pino: un cultivo social  y que  influye en la actividad económica de La Moraña.

No han pasado por alto tampoco en estas jornadas las problemáticas, que ya han sido tratadas en anterioridad, como el riego de aguas subterráneas.

Un acto en el que también ha estado presente el Presidente de ASAJA de Castilla y León, Donaciano Dujo, quien ha subrayado que la remolacha a sido un cultivo transcendental en Castilla y León.

“Estamos en un país que consume un millón trescientos mil toneladas de azúcar al año y produce medio millón de toneladas. La principal productora es Castilla y León. “ Son palabras textuales de Donaciano Dujo.

Todo indica, según el presidente regional, "que tenemos posibilidades para crecer, para la autoproducción, para el auto consumo en el país." Lo primero, asevera Dujo, lo tenemos: “Contamos con los mejores cultivadores de remolacha del mundo. “ Con este panorama tenemos las mimbres para crecer y para que el cultivo alcance cuotas de superficie mayor.

Recuerdan desde ASAJA, que existe una diferencia con otros cultivos, y es que desde siempre se rige por una interprofesional, que da estabilidad a los agricultores, con precios fijos hasta 2020.

Asaja quiere que tanto administraciones como industrias y cultivadores, "seamos todos uno, pues, sólo podemos obtener beneficios si estamos unidos. Si vamos por nuestro lado, nada conseguiremos.”

Lo que ASAJA busca es conseguir ayudas dentro de la PAC, en el periodo 2020 al 2027, un compromiso de la industria diciendo que van a pagar lo máximo y, por otro lado, que los agricultores entiendan la remolacha como una alternativa importante para sembrar.

"No estaría de más que los cánones a la hora de regar la remolacha no fueran abusivos, porque nos están robando desde el Gobierno y las eléctricas”, afirman desde ASAJA que también ha incidido en que la Confederación Hidrográfica del Duero tiene que permitir la alternancia en las parcelas, para rotar a otras de secano, gastando siempre el mismo agua. 

Sección: 

Suscríbete a nuestras novedades