Agronews Castilla y León

Agentes del Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León han detectado en el inicio de la presente campaña de caza de la media veda reclamos electrónicos que atraían numerosos ejemplares de codornices.

Los reclamos se encontraban colocados en diferentes puntos dentro de los límites del acotado de caza BU-10.037, matricula que correspondiente al municipio de  Robredo Temiño, en el Valle de las Navas.

Con el uso de estos aparatos prohibidos se consiguen altas concentraciones de codornices, de forma antinatural, que posteriormente son abatidas por los cazadores de forma abusiva.  Dichos artilugios fueron detectados en varios puntos del acotado y a escasos metros del límite de otros términos colindantes al ya mencionado, con el consiguiente efecto de “sustracción” a los cazadores vecinos.

El sonido de los reclamos alcanzaba grandes distancias, del orden de kilómetros, por lo que los efectos sobre la normal distribución de las especies pueden ser muy significativos y nocivos.

Estos aparatos reproducen fielmente a diferentes especies en sus cánticos o celo, algunas de ellas cinegéticas y otras protegidas.

En las últimas campañas de caza, los agentes han detectado reclamos en múltiples localidades de la provincia por lo que no se trata de hechos aislados. Este tipo de actos, sumados a la problemática que ya vienen sufriendo estas especies a nivel de hábitat, sequias o escasez de protección en los cultivos cosechados, entre otros, pueden augurar un mal futuro para las especies objeto de esta ilícita y antideportiva práctica.

Sección: 

Provincias: 

Suscríbete a nuestras novedades